El plantel del Chapecoense viajó hasta Italia para disputar un partido amistoso ante Torino. En la previa del encuentro, los futbolistas protagonizaron un desafío viral que cerró Jackson Follman, uno de los sobrevivientes de la tragedia aérea ocurrida en el 2016.

El reto consiste en un futbolista que cabecea la pelota con el resto de sus compañeros. Uno a uno, van tomando contacto con el balón sin que este caiga al piso y, finalmente, el último debe embocarla en un tacho.

En este caso, fue Follman el que ocupó el último lugar. El ex arquero, que a raíz del accidente sufrió la amputación de su pierna derecha, culminó con éxito el desafío y todos los integrantes del plantel se agolparon sobre él para festejar.

Luego, en la cancha, Chapecoense no tuvo la misma suerte y cayó por 2-0 en el amistoso ante Torino, disputado en el marco de la "Sportesa Cup". Ambos clubes están hermanados por las tragedias aéreas que marcaron sus respectivas historias. El equipo de Turín la sufrió en 1949, mientras que el brasileño la padeció en 2016. En este caso, toda la recaudación fue a total beneficio del conjunto sudamericano.

El avión que trasladaba al plantel del Chapecoense se estrelló el 28 de noviembre de 2016 en Colombia, cuando el equipo brasileño se dirigía a disputar la final de la Copa Sudamericana ante Atlético Nacional de Medellín. Producto del impacto, murieron 71 personas y solo sobrevivieron seis.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: