Apple aceptó pagar hasta USD 500 millones por ralentizar iPhones

La compañía llegó a un acuerdo en la justicia tras una demanda colectiva en la cual se la acusó de haber hecho modificaciones al sistema operativo para reducir el rendimiento de modelos más antiguos

Apple acordó en la justicia pagar hasta 500 millones de dólares para resolver una demanda colectiva por denuncias de que ralentizó encubiertamente los teléfonos iPhone más antiguos para que los usuarios los cambien por modelos más nuevos.
Apple acordó en la justicia pagar hasta 500 millones de dólares para resolver una demanda colectiva por denuncias de que ralentizó encubiertamente los teléfonos iPhone más antiguos para que los usuarios los cambien por modelos más nuevos.

Apple acordó pagar hasta 500 millones de dólares para resolver una demanda colectiva por denuncias en las cuales se acusa a la compañía de ralentizar deliberadamente los teléfonos iPhone más antiguos para que los usuarios los cambien por modelos más nuevos.

Así, se pedirá a un juez federal en el estado de California, el cual preside el proceso de demandas colectivas al respecto, que apruebe el acuerdo propuesto en una audiencia a principios de abril, de acuerdo con un recurso judicial presentado el viernes. El acuerdo propuesto exige que Apple pague al menos 310 millones de dólares y hasta un tope de 500 millones para compensar a los propietarios estadounidenses de iPhone afectados, así como para costear a los abogados de los demandantes.

En este sentido, los propietarios detrás de la demanda colectiva original recibirán entre 1.500 y 3.500 dólares cada uno, y sus abogados, 90 millones en total todo este dinero forma parte del paquete de entre 310 y 500 millones aceptado por Apple.

Apple no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios. El litigio se centra en cambios sigilosos del sistema operativo con el supuesto fin de evitar “apagados involuntarios”. En diciembre de 2017, Apple admitió haber modificado el iOS, el sistema operativo presente en sus dispositivos móviles, para reducir el rendimiento de los modelos de iPhone más antiguos cuyas baterías se estaban deteriorando y evitar así que los teléfonos se apaguen espontáneamente.

Tim Cook, CEO de Apple (REUTERS/Stephen Lam/File Photo)
Tim Cook, CEO de Apple (REUTERS/Stephen Lam/File Photo)

Los críticos acusaron a Apple de forzar subrepticiamente a los usuarios a comprar teléfonos antes de lo necesario, y el reclamo obligó a la compañía de California a actualizar su software y ofrecer grandes descuentos en el reemplazo de baterías.

Los consumidores que podrán obtener este resarcimiento son usuarios en Estados Unidos con un iPhone 6, iPhone 6 Plus, iPhone 6S, iPhone 6S Plus, iPhone 7, iPhone 7 Plus, iPhone SE, así como usuarios que emplearon la versión iOS 11.2 o anterior antes del 21 de diciembre de 2017.

En 2018, Apple lanzó una función que les permitía a los usuarios desactivar la ralentización de sus dispositivos iPhones. En aquel entonces, Apple dirigió una carta a sus clientes en la que pedía perdón por el “malentendido” generado alrededor de la ralentización de los iPhone y ofreció descuentos para los usuarios que quisieran cambiar la batería de su teléfono.

(con información de AFP y Reuters)

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

Cómo impacta el coronavirus en el mercado de los smartphones

Ésta es la técnica de Steve Jobs para que su cerebro se mantuviera joven

¡Cuidado! Así pueden escuchar tus conversaciones con un iPhone sin que te des cuenta

MAS NOTICIAS