Tragedia de Surfside: sobrevivientes y familiares de las víctimas del derrumbe ponen a Miami en la mira

El edificio se encontraba en el límite exacto con la ciudad. Creen que el desplome se debe a una mega torre a metros del lugar del suceso, para cuya construcción las autoridades habrían modificado sus propias reglas

Pero pese a que son muy pocos los metros que separaban una construcción de la otra, las propiedades se encontraban en ciudades diferentes (REUTERS/Marco Bello/File Photo)
Pero pese a que son muy pocos los metros que separaban una construcción de la otra, las propiedades se encontraban en ciudades diferentes (REUTERS/Marco Bello/File Photo)

A metros de la desaparecida torre Champlain Sur, donde fallecieron 98 personas después de que medio edificio colapsara en medio de la noche, se erige una mega torre de lujo de 18 pisos cuyo nombre es Eighty Seven Park.

Pero pese a que son muy pocos los metros que separaban una construcción de la otra, las propiedades se encontraban en ciudades diferentes. Champlain Sur pertenecía la ciudad de Surfside y Eighty Seven Park se encuentra dentro del distrito de Miami Beach.

Las municipalidades generalmente no comparten información acerca del estado de sus propiedades. Por eso es muy probable que cuando las autoridades de Miami Beach dieron luz verde al proyecto de Eighty Seven Park, que se terminó de construir en 2019, no supieran de la precariedad del diseño y la mala conservación de la estructura del edificio Champlain Sur.

El proyecto de Eighty Seven Park comenzó siete años atrás. Era, lógicamente, un proyecto muy ambicioso por la altísima calidad de su construcción. Pero implicaba también que para ser aprobado se modificara parte del código de construcción de la zona, como por ejemplo que se aceptaran los 18 pisos, algo que excedía las regulaciones de construcción existentes en la región en ese momento.

La ciudad hizo las modificaciones necesarias para cambiar el código de altura y para que se autorizara a los desarrolladores a utilizar una calle frente a la playa. Lo que se hizo fue absolutamente legal, pero incluyó un mecanismo dentro de la ley que evitó que el proyecto tuviera que pasar por un referendo mediante el cual los vecinos pudieran haber vetado la construcción del edificio. A cambio, los desarrolladores regalaron voluntariamente 10 millones y medio de dólares a la ciudad de Miami Beach.

Fotografía de la zona donde estaba el complejo de apartamentos Champlain Towers, en Surfside, Florida (Fotografía de archivo. EFE/Giorgio Viera)
Fotografía de la zona donde estaba el complejo de apartamentos Champlain Towers, en Surfside, Florida (Fotografía de archivo. EFE/Giorgio Viera)

La construcción de Eighty Seven Park implicó que a pocos metros de la torre Champlain durante años se trabajara con maquinaria pesada y se excavara. En reiteradas ocasiones, diversos residentes de Champlain se quejaron de que su edificio vibraba cada vez que trabajaban en la construcción vecina.

Desde hace un mes un colectivo de sobrevivientes y familiares de las víctimas del derrumbe demandó a los constructores de Eighty Seven Park alegando que la construcción del edificio fue la estocada final que llevó al derrumbe.

Lógicamente, desde las oficinas de los desarrolladores de la torre nueva, niegan que así sea.

“Numerosos reportes de prensa han documentado que la torre Champlain Sur estaba diseñada de manera inapropiada, construida pobremente, significativamente subfinanciada, y mantenida y reparada de manera inadecuada. Estamos muy confiados en que mediante una revisión sustancial de los hechos se va a determinar que la construcción de Eighty Seven Park no tuvo nada que ver con los trágicos eventos en la torre Champlain Sur”, indican a través de un comunicado público desde las oficinas de los desarrolladores del proyecto.

Pero más allá de la responsabilidad de los privados en este hecho, con el juicio contra el edificio vecino se abre la puerta para que se revise qué pasos tomó la ciudad cuando aprobó el proyecto de Eighty Seven Park.

Al sur del edificio hay un parque, por lo tanto no hay vecinos. Al norte estaba la torre Champlain, que pertenece a otra municipalidad, con lo cual los reclamos de los residentes venían de personas que no pertenecen a Miami Beach, que no votan en esa ciudad.

También es cierto que buena parte de los daños en la estructura de Champlain Sur están documentados previo a la aparición de la torre vecina. Pero esta tragedia, la más grande que se haya vivido en el sur de la Florida, ha hecho que se empiecen a revisar todos los ángulos. Las acciones de Miami Beach no están por fuera de este control.

Seguir leyendo:

TE PUEDE INTERESAR