La nueva ley permite a los agentes detener a los automovilistas por enviar mensajes de texto.
La nueva ley permite a los agentes detener a los automovilistas por enviar mensajes de texto.

El gobernador Ron DeSantis firmó una nueva ley este viernes que prohíbe los mensajes de texto mientras se maneja en el estado de Florida. La ley entra en vigencia este primero de julio y las autoridades podrán detener y advertir a los conductores del cumplimiento de la nueva ley.

"Creo que es algo apropiado, creo que hará que nuestras carreteras sean más seguras", dijo el gobernador DeSantis durante una conferencia de prensa en Sarasota, en el oeste de Florida.

Ron DeSantis (AFP)
Ron DeSantis (AFP)

La ley entra en vigencia el 1 de julio, donde se darán advertencias hasta enero y luego los oficiales puedrán comenzar a aplicar multas.

A partir de enero de 2020 se impondrán multas desde USD 30 para la primera infracción , más gastos judiciales. De recibir dos multas en el lapso de cinco años, será multado con USD 60, descontando tres puntos en la licencia de conducir, más gastos de corte.

La ley no se aplicará a un conductor que use un dispositivo o sistema de navegación (GPS) o cuyo vehículo esté parado, lo cual incluye cuando se detiene en un semáforo o en un gran atasco de tráfico.

La prohibición no incluye el envío de textos a las autoridades policiales en caso de una emergencia o actividad criminal o sospechosa.

La ley HB 107 establece además de la prohibición de textear, que los conductores no puedan hacer uso del teléfono celular o de otro dispositivo cuando pasen por zonas especiales como las escolares o donde haya gente trabajando en arreglar las calzadas.

Esta porción de la ley, denominada de "manos libres", entrará en vigor el 1 de enero de 2021.

Con esta ley Florida se suma a otros 47 estados, el distrito de Columbia, Puerto Rico, las Islas Vírgenes estadounidenses y Guam, donde, según la Comisión Federal de Comunicaciones, ya estaba prohibido textear mientras se maneja.

Los Centros de Prevención y Control de Enfermedades (CDC) calcula que cada día mueren en EEUU 9 personas y más de mil resultan heridas en accidentes en los que está involucrado un conductor distraído.

Según la Administración Nacional de Seguridad en el Tráfico Vial, en 2017 murieron 3.166 personas en ese tipo de accidentes. Dicha cifra significó el 8,5 % de las muertes por accidentes de tráfico ese año.

Con información de EFE, CBS4 y Univision23