Las autoridades de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica de los EEUU volaron este lunes uno de sus aviones "cazatormentas" directamente al ojo del huracán Florence, que continúa su peligroso avance hacia las costa atlántica del país norteamericano.

El objetivo fue recolectar datos que no pueden obtenerse desde el suelo o en imágenes satelitales, para usar la información en los pronósticos de la fuerza de las tormentas y otros factores.

Fue con este vuelo que se registró el aumento a categoría 4, de un máximo de 5, luego de haberse "fortalecido rápidamente". Florence presentó este martes vientos sostenidos de casi 230 kilómetros por hora, mientras se aproxima a Carolina del Norte y Carolina del Sur, en la costa sureste de los Estados Unidos.

El huracán será el primero de su magnitud que impacta en las Carolinas desde 1989. Por ello, el gobernador de Carolina del Sur, el republicano Henry McMaster, ordenó la evacuación obligatoria de la zona costera. Los ocho condados comenzarán el retiro de sus habitantes a partir del mediodía del martes.

"¡Por favor estén preparados, tengan cuidado y estén SEGUROS!", dijo el presidente, Donald Trump, en un tuit el lunes en la noche.

Vista desde la Estación Espacial Internacional (AFP)
Vista desde la Estación Espacial Internacional (AFP)

Los primeros efectos de la tormenta ya se sentían en algunas islas, donde peligrosas corrientes azotaban las playas y el mar inundó una carretera estatal.

Para muchos, el reto será encontrar un refugio seguro: si Florence amaina al llegar a la costa, podría descargar lluvias torrenciales sobre los Apalaches y sus efectos se sentirían hasta en Virginia Occidental, donde podría generar inundaciones repentinas, deslaves y otros peligros.

La posible trayectoria del meteoro incluye también media docena de plantas nucleares, pozos con cenizas de carbón y otros desechos industriales, y numerosas granjas de cerdos que almacenan sus residuos en grandes lagunas al aire libre.

El vórtice pasará el martes; el miércoles, entre las Bermudas y las Bahamas, y el jueves se acercará a la costa de Carolina del Sur o del Norte, señaló el Centro Nacional de Huracanes.

(Con información de Reuters y AP)

MÁS SOBRE ESTE TEMA: