La cumbre celebrada el lunes entre el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, y su par ruso, Vladimir Putin, en Finlandia "no tuvo resultados concretos", y constituyó solo un ejercicio de "relaciones públicas", de acuerdo con analistas consultados por la agencia estadounidense Voice of America (VOA).

"El mismo Putin, de su propio voluntad, dijo 'no estamos de acuerdo sobre Crimea, no estamos de acuerdo sobre Ucrania'. Esto no lo dijo Trump, lo dijo Putin. Por eso es muy difícil darle credibilidad a lo que dice el presidente [Trump]", señaló Emilio Viano, profesor en la Escuela de Asuntos Públicos, de la American University, para quien el encuentro resultó muy similar a la anterior cumbre entre el mandatario estadounidense y el líder de Corea del Norte, Kim Jong-un.

Hay solo la apariencia de una cierta cordialidad, de una cierta deferencia del uno hacia el otro, pero no hay resultados concretos, hay solamente la imagen

Para el experto en relaciones internacionales y crimen transnacional, el encuentro sirvió solo para que Putin se consolidara en la política doméstica de Rusia y para que Trump enviara un mensaje a sus simpatizantes, exhibiendo una imagen de poder y de capacidad de obtener éxito en este tipo de reuniones.

"Hay solo la apariencia de una cierta cordialidad, de una cierta deferencia del uno hacia el otro, pero no hay resultados concretos, hay solamente la imagen", concluyó ante periodistas de VOA, un servicio estatal de radio y televisión del Gobierno de los Estados Unidos.

La anticipada cumbre entre Trump y Putin se saldó sin resultados concretos (Reuters)
La anticipada cumbre entre Trump y Putin se saldó sin resultados concretos (Reuters)

Por otro lado, Luis Fleichsman, asesor y especialista del Proyecto de Seguridad Hemisférica por el Centro de Política de Seguridad en Washington, consideró que tanto para Putin como para Trump "la cumbre fue una especie de relaciones públicas".

"El hecho de decir 'yo ahora arreglo las cosas que mis predecesores no pudieron, mis predecesores tuvieron una relación tensa con Putin, yo tengo una relación buena'", ilustró, agregando luego que en la reunión no se discutieron argumentos importantes y que las controversias y las diferencias persisten.

"Putin está apoyando militarmente a Venezuela, y los Estados Unidos le está imponiendo sanciones a Venezuela. ¿Se habló del tema? No. Lo mismo con Nicaragua, los mismo con Siria, Irán y Ucrania. Entonces yo pienso que esto es simplemente un teatro", consideró.

Para el analista Luis Fleischman, la cumbre fue “simplemente un teatro”
Para el analista Luis Fleischman, la cumbre fue “simplemente un teatro”

La reunión del lunes entre Trump y Putin fue la primera desde la asunción del mandatario estadounidense, y llegó en un momento de fuertes tensiones entre las dos primeras potencias nucleares, que apoyan facciones distintas en diferentes regiones y conflictos del mundo.

Además, en los Estados Unidos avanza una investigación sobre la presunta injerencia rusa en las elecciones de 2016, en el marco de una campaña general de ciberataques, que ha hecho tambalear al gobierno de Trump, quien el lunes calificó al proceso de "caza de brujas" y de "dañino para su país".

MAS SOBRE ESTE TEMA: