Jock emerge triunfante, el caniche que desafió la adversidad y encontró la libertad bajo tierra

El animal estaba atrapado debajo de una casa; especialistas tuvieron que excavar y retirar losas de concreto para rescatarlo

Guardar

Nuevo

Jock quedó atrapado debajo de la construcción de una casa. (Facebook/Gwasanaeth Tan ac Achub CGC / MAWW Fire and Rescue)
Jock quedó atrapado debajo de la construcción de una casa. (Facebook/Gwasanaeth Tan ac Achub CGC / MAWW Fire and Rescue)

Jock es un caniche negro de 3 años que movilizó a los servicios de emergencia de su ciudad después de quedar atrapado debajo de una vivienda de Parkmill, en la localidad de Swansea, en Gales, Reino Unido.

Para liberarlo sus rescatistas se valieron de instrumentos especiales que son utilizados en labores de búsqueda de sobrevivientes tras los destrozos ocasionados por terremotos, tuvieron que excavar un túnel en la propiedad y retirar losas de concreto.

Aunque su situación era precaria, la mascota salió ilesa y pudo reunirse con su dueña minutos después de ser liberado.

¿Cómo liberaron a Jock?

Miembros del departamento de bomberos tuvieron que romper el suelo para rescatar a Jock.
Miembros del departamento de bomberos tuvieron que romper el suelo para rescatar a Jock.

Empleados del Mid and West Wales Fire and Rescue Service (MAWWRS) informaron a sus seguidores de redes sociales sobre el rescate de Jock. Todo ocurrió a las 7:11 horas del martes 23 de abril, cuando un equipo de Swansea West atendió la llamada de “un incidente” en un vecindario de Parkmill.

El pedido de auxilio era para el caniche negro de tres años de edad, quien se encontraba debajo de “una vivienda doméstica de construcción no estándar”. Los especialistas en rescate trataron de liberar a la mascota de su prisión de concreto, pero ninguno de sus intentos tuvo éxito.

Fue entonces que decidieron solicitar el apoyo del Wales Urban Search and Rescue (USAR) con la esperanza de que ellos sacaran al animal de su predicamento. Una vez en el lugar, los especialistas en rescate urbano retiraron múltiples losas y una gran cantidad de tierra de la parte trasera de la propiedad.

Poco a poco se abrieron paso y comenzaron a excavar un túnel debajo de la cocina de la propiedad. Para localizar exitosamente a Jock, los miembros del USAR utilizaron equipos de escucha y detección sísmica conocidos como “Delsar”, mismo que es utilizado para encontrar a víctimas tras el colapso de los edificios provocado por un terremoto.

También se apoyaron de cámaras de búsqueda técnica para saber con exactitud a qué altura se encontraba el perro. Una vez los instrumentos les proporcionaron la información necesaria, los expertos crearon un segundo punto de acceso a través del piso de la cocina de la propiedad.

Gracias a estas acciones, Jock, quien “estaba vivo y bien”, salió sin ningún problema de la parte inferior de la propiedad y pudo reunirse con su dueño.

El emotivo reencuentro de Jock

Una vez rompieron el suelo, Jock salió sano y salvo.
Una vez rompieron el suelo, Jock salió sano y salvo.

Además del anuncio del rescate del caniche, los encargados de las redes sociales del departamento de bomberos compartieron una serie de fotografías.

En la primera imagen se observa al orgulloso equipo de rescate posar junto al perro rescatado, su dueña y otro can, delante del camión de bomberos del escuadrón. La segunda fotografía es protagonizada por Jock, quien mira fijamente a la cámara.

De la segunda imagen trasciende el semblante tranquilo y apacible de la mascota, quien a pesar de estar atrapado durante tiempo indefinido debajo de la vivienda y tener un poco de tierra sobre su nariz, luce feliz.

El resto de las fotografías son testigo de la faena que realizó el equipo por sacar con vida al animal. Se observa a diferentes trabajadores del servicio de rescate rompiendo, excavando y retirando los escombros por el que más tarde sería el túnel por donde Jock salió ileso.

La publicación en Facebook atrajo la atención de decenas de personas, quienes se conmovieron con el salvamento del caniche. Algunas de ellas aprovecharon para felicitar y agradecer a los involucrados en su rescate. Hubo gente que incluso dijo que merecían una medalla de la RSPCA (Royal Society for Protection of Cruelty to Animals).

Guardar

Nuevo