Atletas del Caribe vencieron muchos desafíos para Tokio 2020

(ATR) El Presidente de Canoc, Brian Lewis, asegura que Juegos Olimpicos serán “un símbolo de esperanza”

(ATR) Para Brian Lewis la realidad de los Juegos Olimpicos de Tokio será “extremadamente desafiante y compleja”.

“Pero unos Juegos seguros y saludables serán también un símbolo de esperanza” dijo a Around the Rings el presidente de la Asociación de Comités Olimpicos Nacionales del Caribe (Canoc).

Las declaraciones de Lewis, presidente del Comité Olimpico de Trinidad y Tobago, coincidieron este jueves con la llegada a Tokio del primer atleta de su delegación, Andrew Lewis, competidor en velas.

Brian Lewis (TTOC)
Brian Lewis (TTOC)

Trinidad y Tobago competirá con 33 deportistas en siete disciplinas. La ceremonia de apertura de los Juegos será el 23 de julio.

El dirigente olimpico caribeño expresó que le da “mucho crédito” a las autoridades japonesas y autoridades olimpicas y paralimpicas “por seguir adelante frente a muchos obstáculos y críticas”.

Debido a la pandemia mundial de coronavirus los Juegos Olimpicos de Tokio fueron postergados un año. Pero el aplazamiento no alejó ni mucho menos la amenaza de su suspensión definitiva. Mientras aumentaban los rebrotes de Covid-19 aumentaba también una corriente de opinión dentro del propio Japón contra la celebración de los Juegos.

Pero, junto a la firme decisión de los organizadores y el COI, también aumentaban unas inéditos protocolos sanitarios para la prevención de los contagios en Tokio y otras subsedes, que ya se ponen a prueba.

“Los atletas del mundo, incluidos nuestros atletas caribeños, han demostrado perseverancia, dedicación, compromiso y coraje inquebrantable para seguir entrenando frente a la pandemia de Covid-19” dice Lewis.

“Se merecen la oportunidad de participar. Se han sacrificado durante años en pos de sus sueños olímpicos” añade.

En este contexto de la pandemia, numerosos atletas caribeños establecieron su base de preparación fuera de la región pero otros muchos lo hicieron en el Caribe. “Enfrentaron desafíos inimaginables para entrenar, había restricciones estrictas por Covid-19, los deportes se cerraron por completo”.

Lewis reconoció que algunos países del Caribe se beneficiaron del programa de vacunación ofertado por Panam Sports, en su sede de Miami, sin mayores problemas.

Pero en el caso de Trinidad y Tobago, aclaró, debido a que sus fronteras fueron cerradas y se establecieron restricciones de cuarentena, les resultaba muy elevado el costo de enviar personas al sur de Florida.

No obstante, calificó de “excelente” esa iniciativa de Panam Sports.

Si bien la vacunación no es obligatoria para participar en los Juegos, el COI está fomentando la inoculación, y el presidente del COI, Thomas Bach, confia que la mayoría de los atletas, oficiales, entrenadores y personal médico, en la Villa Olimpica, estén completamente vacunados.

El Comité Olimpico de Trinidad y Tobago también está fomentando la vacunación al 100%. La mayoría de la delegación de TTO ya ha sido vacunada, pero hay algunas excepciones que permanecerían sin identificar para proteger la confidencialidad.

Lewis espera viajar a la capital nipona el próximo 19 de julio.

El directivo caribeño también ha estado muy activo en los últimos tiempos en las plataformas digitales en sus mensajes contra la discriminación racial y la desigualdad de género en el deporte.

En una de sus más recientes propuestas, ha solicitado del COI una disculpa para los ex atletas estadounidenses John Carlos, Tommie Smith, Vince Matthews y Wayne Collett y el australiano Peter Norman.

Carlos y Smith protagonizaron una protesta en los Juegos Olímpicos de 1968 en México que sigue siendo una de las imágenes emblemáticas del deporte. Norman fue el tercer atleta en el podio de los 200 planos que lució una insignia del Proyecto Olímpico de Derechos Humanos en apoyo de sus compañeros.

Matthews y Collett son recordados por sus protestas durante la ceremonia de entrega de medallas de los 400 metros en los Juegos de 1972 en Munich, donde hablaron entre ellos y gesticulaban mientras se tocaba el himno estadounidense.

Los corredores norteamericanos recibieron sanciones por parte de las autoridades olimpicas. En cuanto a Norman algunos medios han asegurado que sufrió penalidades no oficiales a su regreso a Australia.

Lewis confirmó a ATR que aún no ha recibido una respuesta del COI sobre su petición . Pero no pierde la esperanza.

Reportado por Miguel Hernandez