Corte Constitucional ordenó a MinJusticia incluir soluciones de conflicto de género

El alto tribunal falló a favor de una mujer que sufrió violencia intrafamiliar y no fue escuchada en los juzgados.

Foto de archivo. Panorámica del edificio en donde funciona la Corte Constitucional en Bogotá, Colombia, 10 de septiembre, 2019. REUTERS/Luisa González
Foto de archivo. Panorámica del edificio en donde funciona la Corte Constitucional en Bogotá, Colombia, 10 de septiembre, 2019. REUTERS/Luisa González

La Corte Constitucional ordeno al Ministerio de Justicia y del derecho para que incluya dentro de los contenidos mínimos del programa de formación de conciliación, un eje especifico en materia de gestión de conflictos relacionado con formas de violencia contra la mujer, e introducir una perspectiva de género en la función de administrar la justicia. Ya que Esperanza Cometa, victima de violencia intrafamiliar tuvo problemas al querer contar su historia en los Juzgados Veintiuno Civil Municipal y Octavo Civil Municipal de Ejecución de Sentencias de Cali.

El programa de formación de conciliación es un manual que tiene como fin establecer elementos que orienten la formación de las conciliadoras y conciliadores y permitan el desarrollo de unos mecanismos ágiles de asesoría y acompañamiento por parte de las personas e instituciones para que las personas que accedan a procesos de justicia sean tratados de forma equitativa.

Sin embargo, Esperanza Cometa promovió acción de tutela en contra de los Juzgados Veintiuno Civil Municipal y Octavo Civil Municipal de Ejecución de Sentencias de Cali para obtener la protección de sus derechos fundamentales al debido proceso, por una demanda de violencia intrafamiliar en contra de su esposo Elmer Antonio Certuche.

Ya que luego de que su pareja la agrediera verbal y físicamente ocasionándole lesiones con un palo de escoba, se acordó que podía exigir que el esposo que la maltrato y abandono la vivienda familiar. Podría indemnizarla a través una demanda que le permitiera recibir una suma de dinero.

Sin embargo, cuando Esperanza iba a exponer los actos de violencia intrafamiliar en el juzgado, no se le permitió ser oída en el proceso, lo que hizo que fuera victimizada y se le violara el debido proceso a poder contar su historia y justificar las acusaciones.

Así, que Esperanza interpuso una acción de tutela n contra de los Juzgados ante la corte constitucional, la cual fallo a su favor.

En el fallo la Corte pidió incluir en contenidos mínimos del programa de formación de conciliación, un eje para solucionar conflictos de violencia de género, para que este tipo de casos no se vuelvan a repetir y los funcionarios tengan las herramientas suficientes para tratas estos temas.

A través de la inclusión en el documento de un eje especifico en materia de gestión de conflictos relacionado con formas de violencia contra la mujer, e introducir una perspectiva de género en la función de administrar la justicia.

La Corte Constitucional recordó algunos lineamientos ante la protección de las mujeres víctimas de violencia y las obligaciones de los conciliadores para incorporar perspectiva de género. Además, analizó la protección integral de los derechos de la mujer a la igualdad, a la no discriminación y a una vida libre de cualquier tipo de violencia.


LEA TAMBIÉN

MÁS LEIDAS AMÉRICA