Iván Duque aseguró que Venezuela es una “bomba de tiempo” en materia sanitaria

El presidente colombiano cuestionó al régimen de Nicolás Maduro por no proveer información sobre el avance de la pandemia de coronavirus. "No hay buenas capacidades hospitalarias, no hay buenas capacidades epidemiológicas, hace mucho tiempo no se hacen programas serios de inmunización", expresó

Imagen de archivo del presidente de Colombia, Iván Duque (Reuters)
Imagen de archivo del presidente de Colombia, Iván Duque (Reuters)

Venezuela es una bomba de tiempo para la salud pública, dijo el viernes a Reuters el presidente de Colombia, Iván Duque, al destacar al vecino país como un riesgo adicional en los intentos de su gobierno por contener la pandemia del coronavirus a pesar de más de tres meses de aislamiento y esfuerzos económicos.

El gobierno de Duque no reconoce al dictador venezolano, Nicolás Maduro, como el líder legítimo de su país y acusa regularmente al mandatario socialista de albergar bandas criminales y rebeldes de izquierda.

Colombia, que tiene casi 80.600 casos confirmados de coronavirus y más de 2.600 muertes, se convirtió en los últimos años en el principal destino para miles de venezolanos que huyen de la crisis social y económica de su país.

La frontera de 2.219 kilómetros entre los dos países, que casi siempre permanece cerrada, es notoriamente porosa con cientos de cruces ilegales.

Venezuela sólo ha reportado 4.600 casos de coronavirus y 39 muertes.

“El caso de Venezuela, la información es nula, entonces es prácticamente un albur todo lo que ocurre allá porque no hay buenas capacidades hospitalarias, no hay buenas capacidades epidemiológicas, hace mucho tiempo no se hacen programas serios de inmunización”, dijo Duque en una entrevista con Reuters en el palacio presidencial.

“Entonces por su puesto yo creo que Venezuela es desde el punto de vista de salud pública una bomba de tiempo”, precisó.

Personas recogen agua en el barrio de Petare en Caracas, Venezuela (REUTERS/Manaure Quintero/Archivo)
Personas recogen agua en el barrio de Petare en Caracas, Venezuela (REUTERS/Manaure Quintero/Archivo)

Maduro sostiene que su país ha manejado el brote mejor que otras naciones latinoamericanas y dijo que la mayoría de los casos se pueden rastrear a los emigrantes que regresan de Colombia y Brasil.

Pero los médicos denunciaron que no hay suficientes camas ni suministros hospitalarios, un uso limitado de mascarillas en espacios públicos y la utilización de hoteles de bajo presupuesto para poner en cuarentena a los pacientes con COVID-19.

Brasil: más confiable y creíble

Colombia también comparte una frontera amazónica con Brasil, que ha registrado más de 1,2 millones de casos y casi 55.000 muertes, incluso cuando el presidente Jair Bolsonaro ha minimizado la gravedad de la pandemia.

El mes pasado, Colombia aumentó la militarización en su frontera con Brasil para impedir el tránsito por los cruces informales y la posible propagación de COVID-19, después de que el departamento de Amazonas, escasamente poblado, registró un aumento de los casos.

Pese al elevado número de casos en Brasil, Duque destacó que ese país “tiene una institucionalidad mucho más confiable, más creíble” y los gobernadores trabajan coordinadamente con las autoridades nacionales haciendo pruebas para detectar el virus y adoptando medidas para contenerlo.

Fotografía fechada el 18 de junio del 2020 que muestra unas personas aglomeradas en Barranquilla (Colombia), una ciudad que con su vecina Cartagena suman los más altos índices de contagios y muertes por COVID-19 en la región caribe colombiana (EFE/Ricardo Maldonado Rozo)
Fotografía fechada el 18 de junio del 2020 que muestra unas personas aglomeradas en Barranquilla (Colombia), una ciudad que con su vecina Cartagena suman los más altos índices de contagios y muertes por COVID-19 en la región caribe colombiana (EFE/Ricardo Maldonado Rozo)

Duque aseguró que las medidas de aislamiento preventivo que comenzaron en marzo le han permitido a Colombia mantener controlada la curva con menores tasas de muertes y de contagio por cada millón de habitante comparativamente con Estados Unidos, Europa y otros países de América Latina.

El mandatario dijo que los nuevos casos se concentran en un número reducido de municipios y las muertes en mayores de 60 años.

Duque reveló que al comienzo de la pandemia el país tenía 5.400 unidades de cuidados intensivos y que ha logrado aumentar la cantidad de ventiladores para llegar próximamente a 10.000 y así robustecer la capacidad hospitalaria.

“Colombia tiene un comportamiento muchísimo mejor al de la región, muchísimo mejor al de países desarrollados y también con un elemento y es que está fortaleciendo su capacidad de unidades de cuidados intensivos”, explicó.

Entre los gastos en programas sociales y atención médica, garantías de crédito del Gobierno y los esfuerzos de liquidez del Banco Central, el país está destinando el equivalente al 11,3% del Producto Interno Bruto para atender la pandemia, dijo el mandatario. Duque aseguró que la economía colombiana, fuertemente golpeada por la pandemia, está funcionando alrededor de un 90%, y aseguró que la mejor medida para contener el coronavirus es el buen comportamiento ciudadano porque “un país no puede estar encerrado indefinidamente” al tiempo que insistió en que “vamos a tener que convivir con esta pandemia por lo menos un año”

Con información de Reuters

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

Álvaro Uribe: “Es importante que el mundo insista en que Cabo Verde extradite a Alex Saab a Estados Unidos”

La OEA aprobó una resolución que rechaza la designación inconstitucional del CNE por parte de la dictadura en Venezuela

La dictadura chavista detuvo al director de Seguridad Ciudadana de El Hatillo que denunció que Maduro hizo una fiesta en plena pandemia

MAS NOTICIAS