Un nuevo bombardeo ruso contra la red eléctrica de Ucrania dejó sin luz a las principales ciudades del país

El mandatario ucraniano, Volodimir Zelenzky dijo ante la ONU que su país presentará una resolución para condenar “cualquier forma de terrorismo energético”

Un nuevo bombardeo ruso contra la red eléctrica de Ucrania dejó sin luz a las principales ciudades del país. (REUTERS)
Un nuevo bombardeo ruso contra la red eléctrica de Ucrania dejó sin luz a las principales ciudades del país. (REUTERS)

Rusia lanzó este miércoles un nuevo ataque con misiles contra la golpeada red eléctrica de Ucrania, dejando a ciudades sin luz y a algunas también sin agua y transporte público, lo que empeora las adversidades del invierno para millones de personas.

El ataque aéreo a suministros eléctricos también desconectó plantas nucleares provocó apagones en la vecina Moldavia.

Varias regiones reportaron un ataque tras otro y una serie de apagones. El Ministerio de Energía de Ucrania dijo que la gran mayoría de los clientes de electricidad se se quedó sin servicio.

Los tranvías y trolebuses de Leópolis dejaron de circular, ya que la ciudad del occidente de Ucrania se quedó sin electricidad y sin agua, según el alcalde.

El mandatario ucraniano dijo ante la ONU que Ucrania presentará una resolución para condenar “cualquier forma de terrorismo energético”. En referencia al probable veto de Rusia, comentó que “no tiene sentido que esté garantizado para la parte que libra esta guerra, esta guerra criminal”.

“No podemos ser rehén de un terrorista internacional” y el consejo debe tomar medidas, dijo Zelensky.

El ataque aéreo a suministros eléctricos también desconectó plantas nucleares provocó apagones en la vecina Moldavia. (REUTERS)
El ataque aéreo a suministros eléctricos también desconectó plantas nucleares provocó apagones en la vecina Moldavia. (REUTERS)

También invitó a la ONU a enviar a expertos para examinar y evaluar la infraestructura básica de Ucrania.

En tanto, tres personas murieron y 11 resultaron lesionadas en un ataque en Kiev, informaron las autoridades municipales.

“Iba subiendo las escaleras eléctricas cuando escuché una explosión. Luego la electricidad de repente se fue”, dijo Oleksii Kolpachov, un pasajero del metro de Kiev. “Cuando salí del metro, había una columna de humo”.

Durante semanas, Rusia ha estado atacando la red eléctrica y otras instalaciones con misiles y drones, lo que ha provocado daños más rápido de lo que se pueden reparar.

Los ataques ya han afectado aproximadamente la mitad de la infraestructura eléctrica de Ucrania, dijo Zelensky antes de la última arremetida, y los apagones escalonados se han convertido en la terrible nueva normalidad para millones de personas.

El mandatario ucraniano dijo ante la ONU que Ucrania presentará una resolución para condenar “cualquier forma de terrorismo energético”. En referencia al probable veto de Rusia, comentó que “no tiene sentido que esté garantizado para la parte que libra esta guerra, esta guerra criminal”. (REUTERS)
El mandatario ucraniano dijo ante la ONU que Ucrania presentará una resolución para condenar “cualquier forma de terrorismo energético”. En referencia al probable veto de Rusia, comentó que “no tiene sentido que esté garantizado para la parte que libra esta guerra, esta guerra criminal”. (REUTERS)

Funcionarios ucranianos creen que el presidente ruso Vladimir Putin espera que las penurias de los hogares sin calefacción ni luz en el frío y oscuro invierno hagan que la opinión pública se oponga a continuar con la guerra, pero dicen que en lugar de eso está fortaleciendo la determinación ucraniana.

La Fuerza Aérea de Ucrania dijo que Rusia lanzó unos 70 misiles crucero, de los que 51 fueron derribados, al igual que cinco drones explosivos. El ataque por la tarde, al igual que el de la semana pasada, obligó a varios empleados a trabajar en la oscuridad invernal para restaurar el servicio.

En Kiev, con 3 millones de habitantes, el gobierno dijo que el agua y la calefacción sólo podrían restablecerse la mañana del jueves en los edificios residenciales.

Ya muy entrada la noche del miércoles, el subjefe de la oficina de la presidencia ucraniana dijo que Kiev y más de una decena de regiones, incluidas Leópolis y Odesa en el sur, se habían vuelto a conectar a la red eléctrica.

Funcionarios ucranianos creen que el presidente ruso Vladimir Putin espera que las penurias de los hogares sin calefacción ni luz en el frío y oscuro invierno hagan que la opinión pública se oponga a continuar con la guerra, pero dicen que en lugar de eso está fortaleciendo la determinación ucraniana. (REUTERS)
Funcionarios ucranianos creen que el presidente ruso Vladimir Putin espera que las penurias de los hogares sin calefacción ni luz en el frío y oscuro invierno hagan que la opinión pública se oponga a continuar con la guerra, pero dicen que en lugar de eso está fortaleciendo la determinación ucraniana. (REUTERS)

Moldavia, con sistemas energéticos de la era soviética interconectados con Ucrania, también reportó extensos apagones por segunda ocasión en este mes. La presidenta, Maia Sandu, acusó a Moscú de hundir en la oscuridad al país de 2,6 millones de habitantes, y el ministro de exteriores convocó al embajador de Rusia para dar explicaciones.

“No podemos confiar en un régimen que nos deja en la oscuridad y frío, que intencionalmente mata a personas por un mero deseo de mantener a otras personas en la pobreza y humillación”, dijo Sandu.

(Con información de The Associated Press)

Seguir leyendo:

TE PUEDE INTERESAR