Donald Trump, presidente de los Estados Unidos (Reuters)
Donald Trump, presidente de los Estados Unidos (Reuters)

El presidente Donald Trump decidió este lunes postergar su decisión sobre el eventual traslado de la embajada estadounidense de Tel Aviv a Jerusalén, en medio de reacciones del mundo musulmán y del presidente francés, Emmanuel Macron.

"El presidente ha sido claro: no es una cuestión de 'sí', sino una cuestión de 'cuándo'. Pero no será adoptada ninguna decisión hoy (por este lunes) y haremos un anuncio en los próximos días", dijo el portavoz de la Casa Blanca, Hogan Gidley.

Fuentes no identificadas dijeron al diario Washington Post el sábado que una opción en análisis por la Casa Blanca era reconocer a Jerusalén como la capital israelí y dejar la transferencia de la embajada para más adelante.

Trump se comunicó telefónicamente este lunes con el presidente de Francia, Emmanuel Macron, quien le expresó al mandatario estadounidense su "preocupación" ante la posibilidad de que Washington reconozca unilateralmente a Jerusalén como capital israelí.

De acuerdo con una nota oficial del palacio del Elíseo en París, Macron "recordó que la cuestión del estatus de Jerusalén deberá ser regulada en el marco de las negociaciones de paz entre israelíes y palestinos".

Emmanuel Macron y Donald Trump conversaron por teléfono este lunes
Emmanuel Macron y Donald Trump conversaron por teléfono este lunes

Trump anunciaría la decisión esta semana

Si Trump anuncia el traslado de la embajada estadounidense a Jerusalén, podría causar furia en el mundo árabe y complicar los intentos de su yerno y consejero, Jared Kushner, en las negociaciones de paz que lleva adelante entre israelíes y palestinos.

Kushner, de 36 años y jefe del reducido equipo negociador de la Casa Blanca, hizo una inusual aparición pública el domingo en la que dio un tono optimista a sus gestiones para alcanzar un acuerdo entre israelíes y palestinos.

"Está analizando muchos hechos, y cuando tome su decisión, él será quien la anuncie. Tengan certeza de que lo hará en el momento justo", afirmó Kushner.

Todos los presidentes estadounidenses hicieron eso desde 1995 por considerar que no era el momento para una decisión de esa envergadura, y se espera que Trump lo vuelva a hacer por segunda vez, aunque no le guste mucho esa medida.

(Con información de AFP)

LEA MÁS: