En la emisión del lunes La Voz contó con un participante muy particular: Marley, que cantó "La incondicional" de Luis Miguel, aunque haciendo playback y logró cautivar al jurado.

Mientras el conductor hacía su show y el jurado escuchaba atentamente, un graph en la pantalla anunciaba: "Alejandro Weibe" (en lugar de Wiebe).

Axel fue el primero en darse vuelta y estalló en risa apenas vio al conductor. A él le siguieron  Soledad Pastorutti y Ricardo Montaner, al grito de "Eres un tramposo". Al ver que todos sus compañeros se sorprendieron y aunque la canción ya había terminado, Tini Stoessel apretó el pulsador.

"Hola, estoy nervioso, no puedo creer que se hayan dado vuelta y conocerlos personalmente, no lo puedo creer", dijo el conductor con una sonrisa de oreja a oreja y el jurado lo recibió de a pie.

"A mi equipo", pidió Montaner y agregó que no tenía en su team a nadie de su altura.  Incrédula, Tini le pidió que cantara algo a capella y Sole pidió que cantara "otro estilo".

Marley en La Voz 2
(La Voz – Telefe)

"Hay una que canto todos los días, a mi hijo, tengo un hijo chiquitito, que está mirando y le canto todos los días La Farolera tropezó", dijo Wiebe y cantó mientras el público alentaba: "Con eso mi hijo se ríe".

Para invitarlo a su equipo, Axel dijo que no tenía a nadie que hiciera canciones infantiles y Montaner redobló la apuesta: "Yo no tengo a nadie que cante en una sola nota, es perfecto, podemos triunfar con eso".

El argumento convenció a Marley que dijo que se iría con el autor de "Soy feliz", que fue a abrazarlo para darle la bienvenida.

SEGUÍ LEYENDO