Karina Gao reveló el desgarrador mensaje que le mandó a su marido antes de entrar en coma inducido

Sus compañeros de “Flor de Equipo” se conmovieron y no pudieron contener el llanto cuando la chef habló por primera vez con ellos tras recibir el alta por coronavirus

Karina Gao reveló el pedido que le hizo a su marido antes de entrar en coma inducido

Este lunes, Karina Gao habló por primera vez con sus compañeros de Flor de Equipo (Telefe) tras recibir el alta por coronavirus. Florencia Peña, Marcelo Polino, Nancy Pazos y Paulo Kablan charlaron con ella y su marido a través de una videollamada. La cocinera del programa matinal había sido inducida a un coma e intubada por varias semanas. Ahora, está recuperándose en su casa junto a sus seres queridos. “Sentí mucho amor cuando me desperté”, expresó.

“¡Qué emoción verte tan bien! Si supieras todo lo que pedimos por vos. No hubo una sola persona con la que me cruzara que no me preguntara por vos. Todos recibíamos mucho cariño para vos y tu familia”, le dijo una Florencia Peña que no pudo contener sus lágrimas. Recordemos que los dos hijos y el esposo de la chef habían tenido fiebre alta, pero no llegaron a estar tan graves como ella. “Fuimos tus voceros mientras vos estabas dormida”, agregó la actriz y conductora.

Por su parte, Karina les dio las gracias: “Siento que, de alguna manera, fueron ustedes los que me trajeron de vuelta. Estaba a una pata de irme, pero me ayudaron entre todos”. Y en ese momento, Peña reconoció: “Extrañamos tanto tu alegría, vos sos una mujer llena de luz. Deseábamos que llegue el momento de tenerte acá”. Luego, la chef emocionó a todos cuando reveló el mensaje que le envió a su pareja antes de entrar en coma inducido. “Si no llego a superar esto, sé feliz y armate una nueva familia”, escribió.

Karina Gao junto a su marido, el francés Dominique Croce
Karina Gao junto a su marido, el francés Dominique Croce

Más tarde, Gao, embarazada de siete meses, mostró su pancita. “Me siento bien, tengo mucha rehabilitación que hacer. Como estuve tanto tiempo en coma, se me debilitaron las cuerdas vocales, al igual que la fuerza. Camino un poco y me agito”, relató. “Anímicamente estoy genial. Celebro la vida, porque fue muy fuerte lo que pasó. Todos los días estoy agradecida de estar acá”, señaló.

La cocinera había sido internada en el Sanatorio Otamendi hace un poco más de un mes por una complicación pulmonar derivada del coronavirus. Y su situación preocupó a todos sus familiares, amigos y seguidores cuando, embarazada de siete meses, debió ser inducida al coma para poder recibir asistencia respiratoria. Pero finalmente, tanto ella como su marido, el francés Dominique Croce, y sus dos hijos, los gemelos Simón y Benjamín (4), quienes también habían contraído la enfermedad, superaron la etapa más crítica y pudieron reencontrarse en su casa.

Karina aclaró en un reciente mensaje en sus redes que su lucha no ha terminado. “El camino de la rehabilitación va a ser larga y lenta, pero ya no estaré más sola. ¡Tengo a mis tres caballeros de escoltas y el #bebu3 que está aprendiendo muy bien de sus hermanos! Hemos ganado esta batalla, pero aún no la guerra. A no bajar los brazos. A seguir cuidándose”, concluyó Gao.

SEGUIR LEYENDO: