A mediados de 2017, tras la desarticulación –en un operativo conocido como "Rápido y Furioso"– de una organización criminal que comercializaba en el interior del país autos de alta y mediana gama robados, se inició una investigación ante la sospecha de que la banda podría estar involucrada en otros negocios ilegales y vinculada a la venta de estupefacientes.

La banda comercializaba autos de mediana y alta gama falsificando documentación y los utilizaba para transportar droga
La banda comercializaba autos de mediana y alta gama falsificando documentación y los utilizaba para transportar droga

Tras los 18 allanamientos a cargo de la DDI de Morón bajo la firma del juez Néstor Barral, en los cuales hubo nueve detenidos, y luego de más de un año de escuchas telefónicas, los investigadores pudieron identificar el modus operandi de la organización y a través de una serie de operativos simultáneos en Buenos Aires, Río Negro y Neuquén, la Policía de la provincia de Buenos Aires detuvo a 10 de sus integrantes y secuestró casi 3 kilos de cocaína y marihuana, 350 mil pesos argentinos, 750 euros y seis vehículos de alta gama.

La banda, de acuerdo a la imputación en su contra, no solo empleaba los autos para mover la droga: también utilizaba supermercados de la comunidad china para organizar y efectuar las ventas en el sur de Argentina y Chile. Las operaciones ocurrían principalmente en las localidades bonaerenses de Bahía Blanca y Hurlingham; Viedma, Cipolletti y Catriel en Río Negro; en la ciudad de Chos Malal en Neuquén y Chile.

Además, según se pudo constatar en la investigación, su líder, un hombre de nacionalidad chilena, está preso en Devoto y regenteaba la organización desde la cárcel. A través de las escuchas se comprobó que se comunicaba con un ciudadano chino, dueño de un comercio ubicado en la calle Villarroel al 600 de la localidad de Hurlingham, donde funcionaba un casino clandestino y donde se realizaban reuniones de los integrantes de la banda.

"¿Y la señora está, no?", dice un hombre, un potencial cliente, en una de las escuchas que sirvieron para desbaratar la banda. "¿Cuál señora?", le responde un hombre confundido. "La Blanca, la señora Blanca", le contesta, con tono de obviedad. "Ahhh, creo que me viene a visitar más tarde", le responde el presunto vendedor entre risas. "Si viene te aviso y la llevo para que te salude a vos también".

En Hurlingham funcionaba un casino clandestino desde donde se coordinaba la venta de de estupefacientes
En Hurlingham funcionaba un casino clandestino desde donde se coordinaba la venta de de estupefacientes

El operativo -que fue llevado a cabo por el personal de la Superintendencia de Seguridad AMBA Oeste con la colaboración de la Policía Federal Argentina y el Servicio Penitenciario Federal- fue presentado por el ministro de Seguridad de la provincia, Cristian Ritondo, junto al jefe de Policía de la provincia de Buenos Aires, Fabián Perroni y el juez federal N° 3 de Morón, Néstor Barral.

La Policía Bonaerense secuestró cocaína y marihuana, dinero, armas, vehículos y teléfonos celulares
La Policía Bonaerense secuestró cocaína y marihuana, dinero, armas, vehículos y teléfonos celulares

"Hoy podemos decir que hay una banda de delincuentes que ya no va a hacer negocios con la droga, a costa de la salud y la vida de los jóvenes de la Provincia y de otros distritos", manifestó Ritondo desde el Centro de Coordinación Estratégica de la Policía.

SEGUÍ LEYENDO: