Con Iñaki en brazos, Lara Bernasconi disfruta de uno de los clásicos atardeceres esteños (Foto: Instagram)
Con Iñaki en brazos, Lara Bernasconi disfruta de uno de los clásicos atardeceres esteños (Foto: Instagram)

Es este el primer verano de Iñaki en la playa. Y por supuesto, su mamá, Lara Bernasconi, toma todos los recaudos correspondientes para que los rayos del sol no lo afecten. Porque da igual que sea Buenos Aires, Mar del Plata o Punta del Este (allí donde la modelo se encuentra de vacaciones con su hijo, en José Ignacio): Febo se hace sentir con fuerza aquí y allá. Y muchas veces lo hace de manera peligrosa.

En cambio, la pareja de Federico Álvarez Castillo fue mucho menos cuidadosa cuando decidió salir a la ruta. Porque lo hizo en su cuatriciclo, sin portar casco. Tomó el manubrio de un solo extremo, mientras con el otro brazo sostenía a Iñaki: el niño tampoco tenía puesto un casco. Y si bien es cierto que circuló a baja velocidad, la acción es imprudente. Cuanto menos.

Lara sosteniendo a Iñaki (Fotos: GM Press)
Lara sosteniendo a Iñaki (Fotos: GM Press)
La foto es clara: la modelo circula con su hijo por una de las rutas de Punta del Este (GM Press)
La foto es clara: la modelo circula con su hijo por una de las rutas de Punta del Este (GM Press)

No es la primera vez que Bernasconi procede de esta manera: una semana atrás posteó un video en su cuenta de Instagram donde se la observa a bordo de una moto de alta cilindrada -también marchando por una ruta uruguaya- sin casco. Esta situación fue advertida por varios seguidores, quienes le remarcaron el peligro de manejar sin protección.

Lara Bernasconi, en la filmación que subió a las redes; sus seguidores le reprocharon la falta de casco
Lara Bernasconi, en la filmación que subió a las redes; sus seguidores le reprocharon la falta de casco

Tiempo atrás, otras famosas también fueron criticadas por manejar un vehículo sin las debidas precauciones. Una tarde, en Carlos Paz, Cinthia Fernández no solo llevó a una de sus hijas sin cinturón de seguridad ni la silla infantil correspondiente, sino que la niña se ubicó en la parte trasera de su vehículo. Además, el marido de Zaira Nara, Jakob von Pelssen, condujo su camioneta con la pequeña Malaika sentada en el regazo, sin ningún resguardo. Al igual que Lara.

SEGUÍ LEYENDO