Obesidad y sobrepeso: por qué los expertos piden una nueva mirada sobre esta problemática

En la jornada previa al Día Mundial sobre estos trastornos, los especialistas hablan de terminar con los prejuicios y entender las complejas causas que los rodean. La importancia de incorporar hábitos saludables

Guardar

Nuevo

La obesidad tiene múltiples causas que van más allá de los hábitos o de comer bien. Por lo tanto, los expertos piden ampliar la mirada sobre esta problemática (Getty)
La obesidad tiene múltiples causas que van más allá de los hábitos o de comer bien. Por lo tanto, los expertos piden ampliar la mirada sobre esta problemática (Getty)

La Organización Mundial de la Salud (OMS) define a la obesidad como una cantidad anormal o excesiva de grasa acumulada que presenta un riesgo para la salud de la persona. Este cuadro, que afecta a uno de cada cuatro argentinos, tiene un origen multicausal, dado que intervienen aspectos genéticos, biológicos, metabólicos, emocionales, socioeconómicos y de hábitos, entre otros.

Para la prevención y control de la obesidad es necesario alimentarse en forma adecuada y llevar una vida activa, según coinciden los expertos, que también subrayan la importancia de contribuir a transformar cómo el mundo ve, previene y trata a esta problemática. En ese sentido, el acompañamiento del profesional de la salud es fundamental para indicar y hacer un seguimiento de planes integrales e individualizados en pos de obtener resultados y sostenerlos en el tiempo.

Bajo estos preceptos, en la jornada previa al Día Mundial de la Obesidad, que es el 4 de marzo, la propuesta de los especialistas consiste en “hacer un click”, cambiando la mirada frente al tema. ¿De qué manera? Entendiendo sus complejas causas y llamando a incorporar hábitos saludables consultando con un profesional de la salud, entre otras medidas que permitirán un abordaje más exitoso de la obesidad.

La doctora Juliana Mociulsky, médica endocrinóloga, ex jefa de la sección Nutrición del Instituto Cardiovascular de Buenos Aires y directora del Consultorio de Obesidad, Diabetes y Nutrición, señaló: “Prevalece el prejuicio equivocado de que las personas con obesidad podrían controlar su cuadro si decidieran comer menos y moverse más, como si fuera un mero problema de falta de voluntad”.

Para Jorge Tartaglione. el manejo de la obesidad debe contemplar no solamente el peso sino también otros aspectos como, por ejemplo, el control de la diabetes (Getty)
Para Jorge Tartaglione. el manejo de la obesidad debe contemplar no solamente el peso sino también otros aspectos como, por ejemplo, el control de la diabetes (Getty)

“La realidad de la obesidad es mucho más compleja: tiene un origen multicausal, por lo que debe ser abordada en forma integral y acompañando las individualidades, ya que no afecta de la misma manera a todas las personas y es por eso que, a veces, puede no ser percibida como un tema de salud”, añadió Mociulsky.

¿Por qué el sobrepeso y la obesidad son cuestiones de salud? Entre otros puntos, porque incrementan el riesgo de desarrollar un amplio abanico de enfermedades potencialmente complejas, que van desde las cardiovasculares, diabetes tipo 2, varios tipos de cáncer, daño en las articulaciones, fracturas óseas, enfermedades respiratorias, trastornos del sueño, de la salud mental y de la fertilidad, etcétera.

En ese sentido, Jorge Tartaglione, médico cardiólogo, expresidente de la Fundación Cardiológica Argentina, agregó: “En la actualidad, el abordaje de la obesidad debe considerar el manejo del peso, pero también la prevención o el control de la diabetes -una enfermedad sumamente asociada al sobrepeso y la obesidad-, el riesgo cardiovascular aumentado que conlleva el cuadro, el impacto del exceso de peso en todo el resto del organismo y también cómo acompañar para que la persona afiance los hábitos saludables y los incorpore para toda la vida”.

Los hábitos saludables como la actividad física son fundamentales para controlar y prevenir la obesidad, pero no son las únicas medidas que hay que tomar al respecto (Getty)
Los hábitos saludables como la actividad física son fundamentales para controlar y prevenir la obesidad, pero no son las únicas medidas que hay que tomar al respecto (Getty)

De acuerdo a lo apuntado por los profesionales, en el desarrollo de la obesidad intervienen aspectos genéticos; biológicos; metabólicos (alteraciones hormonales vinculadas a los mecanismos de saciedad); emocionales y de salud mental (ansiedad o depresión).

Asimismo, pueden influir los hábitos de la persona, como por ejemplo los patrones de alimentación en el hogar, las cuestiones socioculturales -por las restricciones para el acceso a alimentos saludables y a realizar actividad física-, de mercado -por la disponibilidad de alimentos de mayor o menor calidad nutricional, la publicidad y las estrategias en los puntos de venta- y de políticas públicas, a partir de regulaciones que incentiven o atenten contra estilos de vida saludables.

La importancia de las consultas médicas

La obesidad es una condición que debe ser abordada en forma absolutamente individualizada. Así como en otras enfermedades crónicas, en aquellos casos en que el profesional de la salud lo considere y así lo determinen en diálogo con su paciente, hoy existen diversas herramientas, entre las que se incluyen tratamientos farmacológicos que ayudan a bajar de peso con eficacia y seguridad demostrados en el marco de un programa de vida saludable. Cabe recordar que estos medicamentos requieren prescripción y seguimiento médico.

La obesidad tiene un origen multicausal en el que intervienen factores emocionales e, incluso, socioculturales (Getty)
La obesidad tiene un origen multicausal en el que intervienen factores emocionales e, incluso, socioculturales (Getty)

“Reconocer que se tiene exceso de peso y buscar la ayuda consultando con un especialista es un gran paso: en el abordaje del sobrepeso y la obesidad, el rol del profesional de la salud es central; puede indicar y acompañar un programa integral y personalizado orientado a alcanzar un peso corporal saludable que además mejore los parámetros metabólicos, y ayude a sostener los logros en el tiempo”, explicó la doctora Virginia Busnelli, médica especialista en nutrición, directora del Centro Médico CRENYF.

El próximo 4 de marzo se conmemora el Día Mundial de la Obesidad, una jornada orientada a remarcar que este es un problema de salud y no un tema meramente estético. “Me gusta mi cuerpo y cómo me veo ante el espejo; aun así, me cuesta subir al colectivo y me duelen las rodillas, lo que es bastante molesto. Además, me preocupan mis problemas respiratorios y mi mayor riesgo de enfermar del corazón”. Esta afirmación surge de personas que viven con obesidad y es parte de la campaña de concientización “La salud es el modelo”, impulsada por la compañía Novo Nordisk.

Seguir leyendo:

Guardar

Nuevo

Más Noticias