Evaliz Morales Alvarado y Álvaro Morales Peredo
Evaliz Morales Alvarado y Álvaro Morales Peredo

El presidente electo Alberto Fernández se reunió este sábado por la tarde con los hijos del ex presidente boliviano Evo Morales. Evaliz Morales Alvarado y Álvaro Morales Peredo arribaron a Ezeiza a las 15.52 en el vuelo de Latam 7901 procedente de La Paz luego de una escala en Lima, Perú.

Durante la reunión informal, el líder del Frente de Todos les transmitió su “solidaridad” por la situación que atraviesa su familia y les adelantó que hará todo lo que esté a su alcance para cuidarlos. La locación de la reunión no fue revelada por cuestiones de seguridad.

Fuente cercanas al presidente electo confirmaron a Infobae que por el momento los hijos de Morales se quedarán en Buenos Aires. Más adelante se definirá si se reencontrarán con su padre en Ciudad de México.

Fernández se ocupó de conseguir el alojamiento y se encargará de su seguridad personal hasta que asuma el nuevo gobierno. Evaliz Morales Alvarado y Álvaro Morales Peredo no ingresaron al país en calidad de asilados políticos sino simplemente como visitantes.

Evo Morales con sus hijos
Evo Morales con sus hijos

Por instrucciones de la señora presidenta Jeanine Áñez dimos todas las seguridades a los hijos de Evo Morales para salir del país, esta madrugada abordaron un avión de Latam. Cuidamos la familia, los hijos no responden por los crímenes de los padres”, había publicado esta mañana el ministro del Gobierno interino de Bolivia, Arturo Murillo.

Ambos se encontraban asilados en la embajada de México en La Paz y habían solicitado un salvoconducto para salir del país. Hasta el momento, los hijos de Morales no tuvieron contactos con funcionarios del gobierno de Cambiemos.

Tras la renuncia de Morales, el líder del Frente de Todos fue uno de los dirigentes que organizó su asilo político en México. Incluso le ofreció venir a la Argentina a partir del 10 de diciembre. Morales declinó la invitación pero pidió por sus hijos. Fernández puso a trabajar desde el lunes pasado en este operativo a Jorge Argüello y al dirigente de la izquierda de Chile Marco Enríquez-Ominami.

Esta semana, sectores allegados al gobierno que encabeza la presidenta interina Jeanine Áñez reclamaron que las autoridades ordenen la detención de la hija de Morales por los delitos de sedición y corrupción. “La acusación contra mi hija Evaliz, es una muestra más de la mentira y las difamaciones a las que acude el régimen de facto. Exijo que presenten una prueba del supuesto ‘enriquecimiento ilícito’ ¡Que más inventarán para intentar defenestrarnos!”, señaló Evo Morales a través de su cuenta en Twitter.

Evaliz Morales tiene 25 años, es abogada, y es hija del renunciado presidente y Francisca Alvarado Pinto, ex dirigente del movimiento político Eje Pachakuti. Álvaro Morales, de 24 años, es ingeniero, e hijo del ex mandatario y la docente de un área rural, Marisol Peredo.

En Bolivia, en tanto, el pleno de la Cámara de Senadores de la Asamblea Legislativa Plurinacional aprobó este mediodía, por unanimidad, el Proyecto de Ley de “Régimen Excepcional y Transitorio para la realización de Elecciones Generales”.

Seguí leyendo: