Inesperados elogios de Óscar Ruggeri a José Luis Chilavert tras décadas de enfrentamientos

En medio del debate por el rol de los paraguayos Ángel y Oscar Romero en San Lorenzo, el Cabezón reconoció el profesionalismo del ex arquero, del que fue compañero en Vélez antes de enfrascarse en una enemistad ya legendaria

El inesperado elogio de Ruggeri a Chilavert

La rivalidad entre Óscar Ruggeri y José Luis Chilavert es de público conocimiento y ya carga el rótulo de legendaria. Pasaron 25 años desde la histórica y violenta patada del defensor en un partido entre Vélez y San Lorenzo. La herida no sanó y sigue más vigente que nunca. Pero, para sorpresa de todos, el nuevo episodio de la historia estuvo cargada de elogios y no buscó más pelea.

A raíz de la polémica por la no inclusión los hermanos Ángel y Óscar Romero en el equipo titular de San Lorenzo, los presentes en el estudio comenzaron a nombrar grandes jugadores de Paraguay. En la extensa lista confeccionada, el Cabezón fue quien llevó a la mesa el nombre de Chilavert: “Es ganador. Y qué, ¿no lo voy a reconocer? Por más que no estamos bien. Terrible ganador el tipo en la cancha”, declaró, generando las risas de sus compañeros, que recordaron la picante relación que mantienen los dos ex futbolistas.

Luego, Sebastián Vignolo, conductor del ciclo, le preguntó “si le gustaría tener un arquero así en su equipo” y Ruggeri contestó evocando los momentos que compartieron en el plantel de Vélez en 1992, bajo la dirección técnica de Eduardo Luján Manera: “Qué te parece. Yo conviví, jugué y concentré con él. Yo nunca vi a Chilavert llegando tarde a los entrenamientos, terminaba de entrenar y se quedaba con los pibes tres horas pateando tiros libres. Pero no compares, por favor, con estos tipos”.

La famosa patada de de Ruggeri a Chilavert

El Cabezón sorprendió dejando de lado por primera vez sus diferencias con el arquero paraguayo y recordó el gran profesional que era puertas adentro del vestuario cuando les tocó estar juntos. Pero las chispas comenzaron en los vestuarios de Liniers y tuvo su primera explosión en público durante un Argentina-Paraguay, donde la albiceleste ganó 3-1 con nueve futbolistas luego de dos expulsiones: una fue de ellas fue la de Ruggeri, por lanzarle manotazos a Chilavert y un encontronazo con Roberto Cabañas.

Pero todo fue la previa para aquel 6 de agosto de 1996, cuando el Cabezón, campeón del mundo en México 1986, buscó romper a Chila con una patada descomunal que para fortuna del arquero pasó de largo. El momento quedó en la historia del fútbol argentino y cada tanto los mismo protagonistas se encargan de echarle más leña al fuego en un conflicto que parece eterno.

Pero luego de varios enfrentamientos y dardos mediáticos, finalmente llegó un elogio con el reconocimiento de Ruggeri hacia Chilavert. Ahora, la pelota cayó del lado del arquero y se verá si realmente es el comienzo de una reconciliación o si simplemente fue una breve tregua que quedará en el aire en medio de un cara a cara que parecía no tener paz.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: