“Cartas” de Gabriela Golder en “La memoria del futuro”
“Cartas” de Gabriela Golder en “La memoria del futuro”

El Parque de la Memoria, junto al río donde se tiraba desde aviones a los desaparecidos, se encuentra esplendoroso en este día cuando se inaugura la muestra La memoria del futuro en sus instalaciones artísticas. Allí las cuatro salas albergan una producción que excede a l'art pour l'art y recoge una mirada, no sólo sobre el pasado, sino también sobre el presente político y social. Y sobre todo, acerca de los días que vendrán.

Las salas del espacio, que son rodeadas por los muros con los nombres de miles de desaparecidos y asesinados por el Estado en el periodo de los setenta, le dan la voz a los artistas para pensar el concepto de la memoria.

Día de la inauguración de la muestra “El futuro de la memoria”
Día de la inauguración de la muestra “El futuro de la memoria”

Marcelo Brodsky interviene los archivos de un modo desgarrador. Expone la foto de su hermano desaparecido en la ESMA. Es un adolescente, su ropa es una camiseta. Fernando es un adolescente y es retratado por otro desaparecido, que sobrevivió, y que guardó clandestinamente los fotogramas de los detenidos que le hacían fotografiar. Víctor Bazterra, se llama. Y ahí está, el hermano del artista Brodsky, que nunca más volvió. Pero más. Está el registro del interrogatorio a Fernando. Que fue descubierto casi casualmente entre los archivos de los servicios de inteligencia bonaerense.

“Los archivos del CELS” de Marcelo Brodsky en “La memoria del futuro”
“Los archivos del CELS” de Marcelo Brodsky en “La memoria del futuro”

"El uso del archivo puede ser documental, como prueba, con todo lo que eso implica —dice Marcelo Brodsky a Infobae Cultura—. Pero la mirada artística hace que el documento se transforme en otra cosa, que pueda ser transmitido, que circule de otra manera. Así el arte aporta a la posibilidad de la justicia". En la sala de Brodsky hay unos cajones vacíos. Son los archivos de la dictadura que todavía deben ser abiertos para que se conozca la verdad.

“Habeas sonus” de Mariano Speratti en “La memoria del futuro”
“Habeas sonus” de Mariano Speratti en “La memoria del futuro”
“Habeas sonus” de Mariano Speratti en “La memoria del futuro”
“Habeas sonus” de Mariano Speratti en “La memoria del futuro”

Graciela Golder exhibe cartas de presos a sus familiares, a sus hijos. Enviadas desde la cárcel, las madres detenidas por el poder ejecutivo se dirigen a sus niños, se preocupan porque realicen las tareas escolares, no dicen nada sobre esa condición de detenidos, el texto oculta la tragedia, pero palabra a palabra, lo no dicho señala el tamaño del crimen estatal. Roland Barthes decía que la literatura se encontraba en el silencio textual entre palabra y palabra, que permite a los lectores reconstruir la experiencia de lo que se dice y lo que no. Lo que no se dice está presente en esas cartas de las madres que le preguntan a sus niños sobre la escolaridad, mientras forman parte de una generación que intentó ser aniquilada por el gobierno militar.

Mariano Speratti apuesta al futuro. Filma a unos niños y púberes que portan gafas de guerra, pero que son quitadas al momento en el que se escuchan los materiales de propaganda de la dictadura. "Los busqué en YouTube —dice Speratti—, ahí se ve cómo actuó el régimen para propagandizar su política". Es impresionante. La metáfora sobre el organismo invasor que debe ser eliminado se manifiesta en todos los ámbitos, desde el escolar al de la salud. Pero justifica la acción del Estado.

“El museo del Neoextractivismo” del Grupo Etcétera en “La memoria del futuro”
“El museo del Neoextractivismo” del Grupo Etcétera en “La memoria del futuro”
“El museo del Neoextractivismo” del Grupo Etcétera en “La memoria del futuro”
“El museo del Neoextractivismo” del Grupo Etcétera en “La memoria del futuro”

"Quisimos pensar en qué sería el futuro de la memoria para las siguientes generaciones, no para la nuestra", dice Federico Zukerfeldt, animador del grupo Etcétera junto a su pareja Loreto Garín Guzmán. Por eso exhiben la actualidad del extractivismo, de cómo las grandes empresas buscan el beneficio económico a través de la usurpación, en general, de los recursos naturales de las naciones subdesarrolladas. Como en un parque de diversiones, un mecanismo de extracción petrolera se muestra en su funcionamiento mediante la intervención del público. "La memoria es hoy para lo que seremos en el futuro", dice Zukerfeldt, y transforma la exposición sobre el pasado en una mirada sobre el porvenir.

“El futuro de la memoria”. Día de inauguración
“El futuro de la memoria”. Día de inauguración

El Espacio de la Memoria está junto al río. Las olas van y vienen, como el mecanismo de la memoria, que llega, se va, se retiene, se pierde y también se resguarda. Los artistas brindan un resguardo a este sitio. El hecho político del arte se transforma en una posibilidad de la actualidad, conmovedora, y no solamente en una visión del pasado.

 

* El futuro de la memoria
Marcelo Brodsky – Gabriela Golder – Grupo Etcétera – Mariano Speratti

Hasta el 27 de mayo
Parque de la Memoria
Av. Costanera Rafael Obligado 6745 – CABA

_______

SEGUÍ LEYENDO