Wall Street y las bolsas europeas cotizan en baja por rumores de una nueva alza en las tasas de interés en Estados Unidos

Fuentes de la Reserva Federal norteamericana indicaron que el alza de precios aún no está controlada, mientras analistas trazan un panorama difícil: “China lucha con su insostenible política de cero COVID-19 y un tsunami de inflación golpea a EEUU y Europa”

Las acciones en Wall Street se negocian en el New York Stock Exchange (REUTERS/Brendan McDermid)
Las acciones en Wall Street se negocian en el New York Stock Exchange (REUTERS/Brendan McDermid)

La Bolsa de Valores de Nueva York abrió fuertemente a la baja el viernes mientras el dólar subía, un día después que varios miembros de la Reserva Federal (Fed) se mostraran decididos a seguir aumentando las tasas de interés: hacia las 14 GMT (10:00 AM hora del este en EEUU) el Dow Jones cayó un 0,80% y el Nasdaq un 1,67%.

El dólar se beneficiaba de los comentarios de la Fed y la cautela de los inversores, tocando un máximo de un mes. El índice dólar ganaba un 0,4%, a 107,9 unidades, y el euro caía un 0,43%, a 1,0047 dólares.

Mientras tanto, las bolsas europeas caían el viernes y el rendimiento de la deuda pública alemana tocaba máximos de varias semanas después de que los precios de producción germanos registraron su mayor subida.

La confianza de los consumidores de Reino Unido tocó en agosto su mínimo desde al menos 1974, con una sensación de exasperación por el aumento del costo de la vida.

La bolsa de Frankhurt, Alemania (REUTERS/Staff)
La bolsa de Frankhurt, Alemania (REUTERS/Staff)

“Los tres principales motores económicos del mundo -Estados Unidos, Europa y China- están chisporroteando”, escribieron los economistas de Berenberg en una nota a sus clientes. “Mientras China lucha con su insostenible política de cero COVID-19 y una serie de desequilibrios financieros internos, un tsunami de inflación está golpeando Estados Unidos y Europa. Los consumidores de todo el mundo occidental rara vez han sido más pesimistas”, agregó.

Los mercados asiáticos han tenido dificultades para encontrar una dirección y la preocupación por el crecimiento de China ha pesado sobre el confianza.

Las acciones europeas cotizan en rojo y la confianza se vio aún más afectada por datos que mostraron que los precios de producción alemanes -un indicador adelantado de la inflación- experimentaron su mayor incremento histórico en julio, ya que los costos de la energía siguieron aumentando.

El rendimiento de los bonos del Tesoro estadounidense a 10 años avanzaba, acercándose a su máximo de un mes, al 2,9335%.

Los precios del petróleo perdían un 2% tras dos días al alza, en camino a un descenso semanal, entre preocupaciones de los operadores por la desaceleración de la demanda mundial.

Con información de AFP y Reuters

SEGUIR LEYENDO:


TE PUEDE INTERESAR