20 vinos para sorprender a papá en su día: cómo elegir la mejor opción para cada gusto

Es un regalo que ofrece como pocos una amplia diversidad de posibilidades en todos los segmentos. Una guía que muestra de qué manera identificar las preferencias y seleccionarlo según su gusto

Guardar

Nuevo

La diversidad de vinos en Argentina ofrece opciones para todos los presupuestos (Getty)
La diversidad de vinos en Argentina ofrece opciones para todos los presupuestos (Getty)

Las crisis generan oportunidades, y ante una fecha tan importante, esto puede ser de gran utilidad. Porque significa que, ante un regalo, hay que ser más creativos para agasajar a una la persona más importante en la vida de cada hijo, junto con la madre. Y el vino puede ser un gran aliado del éxito, siempre y cuando el agasajado disfrute del vino. Y si bien. La oferta es muy amplia y hay cientos de etiquetas, la elección es más fácil de lo que parece, solo es cuestión de un poco de dedicación.

Una vez en claro el presupuesto que se desea invertir, hay que proceder a la búsqueda. Lo ideal es en una vinoteca, porque es allí donde siempre habrá alguien dispuesto a ayudar y a atender todas las consultas, ya que viven de vender vinos. Algo que no sucede en los negocios de cercanía. En esos casos, habrá que recurrir antes a internet para no ir con la mente en blanco.

¿Por dónde empezar la selección para papá? Lo más fácil es ver qué toma seguido y apostar a un vino de mejor calidad para sorprenderlo. También, ver en su climatizadora (si tiene) o su cava, cuál es el estilo, u origen o variedad más repetida, porque seguramente entre esos estará su vino preferido. Otra opción es, si se conoce bien sus gustos, intentar sorprenderlo con algún vino nuevo, dentro de un estilo que él esté acostumbrado. También, se puede pensar en su comida favorita, no la que come muy seguido, sino ese plato que solo se pide cuando va a algún buen restaurante. Y pensar en el mejor vino que acompañe ese plato.

Pero más allá del vino elegido, lo lindo es que se le puede dedicar la botella, convirtiéndola en un vino único.

Muchos vinos para elegir

Un brindis con el compañero ideal (Getty)
Un brindis con el compañero ideal (Getty)

En todos los tipos de vinos hay opciones ideales para cada padre, porque justamente eso es lo que ofrece el vino, mucho valor agregado. Es un producto del campo que nace del jugo de una fruta, y con el cual se hacen más de 6.000 vinos diferentes al año, y entre el más económico y el de más alto precio, hay 1.000 veces su valor. Es por ello que opciones sobran y en todos los segmentos.

Dejando de lado el impacto de la novedad, que siempre puede ser una gran aliada, en cada tipo de vinos hay estilos y alternativas que bien puede servir para sorprender a papá.

En vinos espumosos, la Argentina tiene una larga trayectoria de más de 100 años. Y si bien no cuenta con el prestigio de Champagne, ya hay etiquetas que se han consagrado a nivel local, y con calidades que nada tienen que envidiarle a las más famosas de Francia. Además, en el vino no todo es la calidad, también es importante el significado, es decir que, para muchos, un gran espumoso nacional, que se elabore en una bodega a la cual se pueda ir a visitar o que se haya conocido al enólogo en una feria, puede ser mucho más importante que un vino que se elabora a miles de kilómetros y nada tiene que ver con la cultura nacional.

Por suerte, hay cientos de etiquetas, ya sea de grandes o pequeñas bodegas, elaborados por el método Charmat, o el más exclusivo Champenoise, botella por botella. Solo hay que recordar que en general los vinos espumosos no tienen añada. Y si bien eso significa que están listos para descorchar apenas llegan al mercado, también significa que no hay una referencia de cuánto tiempo se los puede guardar. Por eso, para regalar un espumoso, lo mejor será un “vintage”, que trae la cosecha en la etiqueta.

En una vinoteca siempre habrá alguien dispuesto a ayudar en la selección del vino (Getty)
En una vinoteca siempre habrá alguien dispuesto a ayudar en la selección del vino (Getty)

El rosado también puede ser el mejor regalo para papá, sobre todo un buen exponente que venga en esas botellas que se asemejan más a frascos grandes de perfumes. Recordar que un rosado puede convertirse en el mejor vino del mundo, de acuerdo al momento en que se elija descorcharlo.

En blancos el panorama se amplía, y va desde los fragantes hasta los más elegantes. Cabe destacar que cada vez son más los vinos que no recurren a la crianza en barricas de roble para ser más longevos, sino que son más tensos y es su acidez marcada la que les garantiza el potencial de guarda. No obstante, los grandes blancos argentinos, como los del mundo, pasan por madera, el tema es que no se note.

Y si en blancos las opciones se multiplicaban, en tintos mucho más. Siempre con el Malbec como bandera, por diversidad, pero también por ser la variedad que mejor muestra los lugares. Es por ello que, si la apuesta es por un tinto fuera de Mendoza, esta sería la mejor alternativa, más allá que en Patagonia sobresalen los Pinot Noir y en Salta los Cabernet Sauvignon. Pueden ser varietales o blends, sabiendo que los segundos siempre serán más equilibrados en sus expresiones a igualdad de condiciones.

Es decir que, si a papá le gustan más los vinos con fuerza, quizás sea mejor ir por algún varietal, más joven que añejo. Pero si gusta del equilibrio y los sabores complejos del tiempo, entonces habrá que optar por vinos guardados. Tintos con algunos años a cuestas y que el paso del tiempo les ha sentado muy bien. Y dentro de los estilos también se puede hablar de clásicos y modernos, también influenciados por el método de elaboración o por la interpretación del lugar por parte del hacedor.

Esto es lo que ofrece el vino argentino, diversidad. Y significa una gran ventaja a la hora de tener que comprar un regalo. Y más ser un país productor, porque eso asegura opciones en todos los segmentos cualitativos.

Es amplia la gama de vinos nacionales para regalarle a papá en su día especial
Es amplia la gama de vinos nacionales para regalarle a papá en su día especial

20 vinos ideales para el Día del Padre

Espumoso

Rosell Boher Grand Cuvée 70 Meses 2016

Rosell Boher, Mendoza, Valle de Uco, Los Árboles ($122.500)

Este vino especial reposó 70 meses sobre lías durante su segunda fermentación. Con mucha paciencia y más dedicación, Alejandro Martínez Rosell (Pepe), enólogo de la bodega, elaboró solo 6000 botellas de este blend de Pinot Noir (90%) con un toque de Chardonnay. De aromas intensos y equilibrados, maduro con algo terroso. Las burbujas finas y la acidez tensa equilibran su amabilidad. Hay notas del paso del tiempo, como frutas pasas y secas que se perciben en su largo final. Beber entre 2024 y 2026. Puntos: 93

Rosado

Nude 2023

Kaiken, Mendoza, Las Heras, Valle de Canota ($20.200)

Este rosado irrumpió con todo y revolucionó el verano. Porque no solo se trata de una propuesta atractiva y elegante por fuera, sino también de marca atrevida. Pero lo más importante son sus atributos. De aspecto rosa suave y brillante, sus aromas son tan expresivos como delicados. Hay frutas rojas y algo de hierbas silvestres que hablan de un carácter distinto. Se trata de un blend muy poco visto (Grenache con toque de Cabernet Sauvignon), proveniente de uno de los lugares que más está dando que hablar: el Valle de Canota. Un vino para lucirse en el antes, en el durante y en el después de la mesa. Beber entre 2024 y 2025. Puntos: 92

Este rosado irrumpió con todo y revolucionó el verano
Este rosado irrumpió con todo y revolucionó el verano

Blancos

Anaia Gran Viognier 2023

Anaia Wines, Agrelo, Luján de Cuyo ($22.400)

Un blanco amplio y fragante, con aromas florales y de frutas blancas. De paladar envolvente y con buena frescura que resalta ciertas texturas vibrantes que equilibran su importante paso por boca. Es un blanco con carácter y persistencia fresca, con suaves tonos de crianza. Beber entre 2024 y 2026. Puntos: 91,5

Si en blancos las opciones se multiplican, en tintos mucho más
Si en blancos las opciones se multiplican, en tintos mucho más

Zuccardi Polígonos Tupungato Semillon 2022

Familia Zuccardi, Mendoza, Valle de Uco, Tupungato ($27.700)

Con uvas provenientes de un parral de 1974 de un pariente de la familia, se logra un blanco de buena frescura y tensión, con buen cuerpo. No es muy profundo sino más de ataque, pero con la austeridad que caracteriza al varietal. Para el viticultor, 2022 fue una cosecha excelente por las temperaturas más frescas. Por eso, este vino joven puede seguir evolucionando favorablemente en botella sin perder sus atributos. Beber entre 2024 y 2025. Puntos: 91

Salentein Primus Chardonnay 2021

Salentein, Mendoza, Valle de Uco ($32.000)

En esta línea manda la elegancia por sobre el ímpetu del lugar y del varietal, respetando el entorno, con el sabio aporte de la crianza de la mano de Pepe Galante. De buen volumen y frescura, paladar amplio y muy apoyado en las notas de levaduras. Trago refrescante y con potencial para desarrollar más complejidad. Beber entre 2024 y 2028. Puntos: 92

El vino puede ser un gran aliado del éxito, siempre y cuando el agasajado disfrute del vino
El vino puede ser un gran aliado del éxito, siempre y cuando el agasajado disfrute del vino

Tintos

La Celia Elite Cabernet Franc 2021

La Celia, Mendoza, Valle de Uco, La Consulta ($8.000)

Es una de las novedades de la casa; no por la variedad, ya que son de los primeros en apostar al Cabernet Franc, pero sí por ser el primer Cabernet Franc en esta línea. De aromas especiados y expresivos, con buen cuerpo y taninos granulosos medios. Hay fuerza con tipicidad, pero sin abusar de las notas herbales evidentes. Para lograr esta expresión, Andrea Ferreyra (enóloga) hace una cuidadosa selección de parcelas. Beber entre 2024 y 2026. Puntos: 91

Conclave Nocturno Cabernet Franc - Cabernet Sauvignon 2020

Piccolo Banfi, Mendoza, Luján de Cuyo, Agrelo ($9.000)

Para elaborar este blend las uvas se cosechan de noche para lograr mayor frescura en sus expresiones. De aromas expresivos, con buen volumen y algo de notas ahumadas suaves del paso por madera, con taninos precisos que hablan del carácter del lugar, y una madurez fina bien llevada. Beber entre 2024 y 2026. Puntos: 90,5

El rosado puede ser una propuesta atractiva y elegante
El rosado puede ser una propuesta atractiva y elegante

Benegas Estate Gualtallary Malbec 2021

Bodega Benegas, Gualtallary, Valle de Uco $9.900

El saber hacer de Federico Benegas Lynch se conjuga con la fuerza del lugar y de las viñas jóvenes, para dar con un Malbec expresivo. De buena fruta negra y dejos herbales, paladar jugoso y carnoso, con taninos incipientes que no alteran el equilibrio vivaz de su trago. La clave, su frescura aportando persistencia y potenciando su carácter. Beber entre 2024 y 2026. Puntos: 91,5

También, se puede pensar en su comida favorita, no la que come muy seguido, sino ese plato que solo se pide cuando va a algún buen restaurante. Y pensar en el mejor vino que acompañe ese plato
También, se puede pensar en su comida favorita, no la que come muy seguido, sino ese plato que solo se pide cuando va a algún buen restaurante. Y pensar en el mejor vino que acompañe ese plato

The Funckenhausen Co Malbec 2023

Bodega Funckenhausen, San Rafael, Mendoza ($14.000)

Esta flamante y llamativa etiqueta pertenece a la nueva línea “Cofermented Series”. Se trata de un tinto original de Malbec con un 6% de Riesling. La idea no solo fue hacer un vino llamativo por fuera (tinto en botella de Riesling) y por dentro, sino combinar las dos cepas que más representan a la familia: Malbec por Argentina y Riesling por sus orígenes alemanes.

Resulta jugoso y fresco, de trago consistente, con un agradable carácter de fruta negra fresca, y texturas incipientes. Moderno y de paso ágil. Se nota la vuelta de rosca que le están dando a la bodega Alejandro Leirado (propietario) y Jimena López (enóloga). Beber entre 2024 y 2026. Puntos: 91,5

Si la apuesta es por un tinto fuera de Mendoza, esta sería la mejor alternativa, más allá que en Patagonia sobresalen los Pinot Noir y en Salta los Cabernet Sauvignon (@d.o.q.priorat)
Si la apuesta es por un tinto fuera de Mendoza, esta sería la mejor alternativa, más allá que en Patagonia sobresalen los Pinot Noir y en Salta los Cabernet Sauvignon (@d.o.q.priorat)

Viñalba Gran Reservado Malbec 2021

Viñalba, Mendoza, Luján de Cuyo ($15.000)

En este vino se advierte el toque de Hervé Fabre, porque es un tinto con su potencia equilibrada con elegancia. De aromas compactos y modernos, hay fruta negra con frescura y cierta tensión en su paso por boca. Muy expresivo, con capas y notas de flores y hierbas secas. Sus taninos granulosos, que abren el paladar y aportan profundidad, realzan los dejos ahumados. Beber entre 2024 y 2029. Puntos: 93,5

Viña Jardín de María 1910 Cabernet Sauvignon 2020

Viña Jardín de María 1910, Las Compuertas, Luján de Cuyo ($18.000)

Más allá del Malbec, en Las Compuertas el Cabernet Sauvignon se luce, sobre todo si proviene de viñas viejas. Porque sus aromas son definidos y delicados, con notas de vegetales frescos y frutas negras, y los taninos firmes que aseguran potencial. Beber entre 2024 y 2028. Puntos: 92

Siempre el Malbec es la bandera, por diversidad, pero también por ser la variedad que mejor muestra los lugares
Siempre el Malbec es la bandera, por diversidad, pero también por ser la variedad que mejor muestra los lugares

Finca La Anita Syrah 2020

Finca La Anita, Mendoza, Luján de Cuyo, Agrelo ($19.000)

Este Syrah debe revalidar su título, ganado en los ‘90, cosecha tras cosecha a pesar de las modas. Porque habla de la historia de la bodega, pero también del carácter del lugar. De buen cuerpo, con leves dejos fenólicos, reflejo de continuar con una crianza clásica. Hay calidez frutal en cada trago, con cierta fuerza y textura de granos medios que resaltan los dejos lácticos del roble. Beber entre 2024 y 2027. Puntos: 90,5

Pueden ser varietales o blends, sabiendo que los segundos siempre serán más equilibrados en sus expresiones a igualdad de condiciones
Pueden ser varietales o blends, sabiendo que los segundos siempre serán más equilibrados en sus expresiones a igualdad de condiciones

Petite Fleur Malbec 2021

Monteviejo, Mendoza, Valle de Uco, Tunuyán ($19.900)

Cuando se llega a conocer bien el terroir, después de aprenderlo durante varios años, se adquiere el timing de la cosecha y se encuentra el estilo que mejor expresa el lugar a partir de cada variedad. Eso es Petit Fleur Malbec, un vino joven que habla de un lugar. Con fluidez y un carácter vegetal y herbal que refresca el paladar franco. Y mantiene cierta fuerza en su paso por boca. Beber entre 2024 y 2026. Puntos: 90,5

D.V. Catena Garnacha 2021

Catena Zapata, Mendoza, Maipú, Lunlunta ($22.600)

Hace tiempo que Alejandro Vigil viene haciendo Garnacha, una variedad tradicional europea que da vinos tan tomables como distintos. De aromas poco expresivos y aspecto bien traslúcido, con leves dejos rústicos en su paso por boca. También, notas a frutas rojas madura como guindas, y dejos ahumados secos sobre el final. Beber entre 2024 y 2025. Puntos: 90

Si a papá le gustan más los vinos con fuerza, quizás sea mejor ir por algún varietal, más joven que añejo
Si a papá le gustan más los vinos con fuerza, quizás sea mejor ir por algún varietal, más joven que añejo

Flechas de los Andes Gran Cabernet Franc 2021

Flechas de los Andes, Tunuyán, Valle de Uco ($28.000)

El enólogo Pablo Richardi conoce muy bien esta variedad, ya que la utiliza en el vino top de la casa desde hace casi quince años. Y en esta cosecha ha logrado un exponente más fresco, que ofrece aromas perfumados y delicados a hierbas dulces, que hablan de tipicidad. De buen volumen, paladar franco y mordiente fino que anticipa su equilibrado final de boca. Beber entre 2024 y 2027. Puntos: 91,5

¿Por dónde empezar la selección para papá? Lo más fácil es ver qué toma seguido y apostar a un vino de mejor calidad para sorprenderlo (Malbec & Comida)
¿Por dónde empezar la selección para papá? Lo más fácil es ver qué toma seguido y apostar a un vino de mejor calidad para sorprenderlo (Malbec & Comida)

Fin Single Vineyard Finca Los Hermanos Pinot Noir 2020

Del Fin del Mundo, Neuquén, San Patricio del Chañar ($30.000)

Es una de las bodegas que más apuestan por el varietal, y para elaborar este vino se seleccionan uvas de parcelas específicas. Con buena tipicidad, tanto en nariz como en boca. Y si bien sobresalen un poco las notas de crianza con algo de torrefacción, se siente bien el carácter frutal del varietal. De trago amable, propio de la cosecha, con taninos de agarre fino. Beber entre 2024 y 2026. Puntos: 91

IV Generación Gran Corte 2021

Bodegas Bianchi, Los Chacayes, Valle de Uco ($39.500)

Silvio Alberto ha logrado en la cuarta edición de este blend, elaborado con Cabernet Sauvignon (45%), Malbec (43%), Petit Verdot (7%) y Cabernet Franc (5%), consolidar el estilo buscado. De aromas intensos con dejos de frutas negras y buen volumen, la frescura está muy integrada, con buen agarre y dejos herbales. Los taninos consistentes aportan cierta firmeza, y sobre el final se percibe la fineza del Franc, que tanto conoce el hacedor. Beber entre 2024 y 2028. Puntos: 94

También, ver en su climatizadora (si tiene) o su cava, cuál es el estilo, u origen o variedad más repetida, porque seguramente entre esos estará su vino preferido
También, ver en su climatizadora (si tiene) o su cava, cuál es el estilo, u origen o variedad más repetida, porque seguramente entre esos estará su vino preferido

Renacer Malbec 2019

Renacer, Mendoza ($48.600)

Combinación de uvas de Paraje Altamira, Gualtallary y El Cepillo en el Valle de Uco, y una parte aportada por Perdriel (Luján de Cuyo, donde está la bodega). Así se logra este Malbec de paladar fluido, pero que llena la boca con sus texturas finas, que a su vez resaltan el carácter típico de frutas de baya con dejos ahumados suaves de la crianza (24 meses en barricas). Es un vino que aún tiene mucho camino por recorrer. Beber entre 2024 y 2028. Puntos: 91,5

Terrazas de los Andes Grand Cabernet Sauvignon 2021

Terrazas de los Andes, Mendoza ($33.000)

Elaborado con uvas provenientes de dos viñedos cultivados de forma orgánica y regenerativa, ubicados en Luján de Cuyo y Valle de Uco, Los Aromos (en Perdriel, a 1.000 m.s.n.m) y El Pedregal (Paraje Altamira 1.090 m.s.n.m). De aromas delicados y bien apoyado en la fruta, hay algo de tierra seca en su trago mordiente. Fresco, con algo especiado y un final de frutas rojas maduras. Persistente y equilibrado en su final. Beber entre 2024 y 2028. Puntos: 93

Otra opción es, si se conoce bien sus gustos, intentar sorprenderlo con algún vino nuevo, dentro de un estilo que él esté acostumbrado
Otra opción es, si se conoce bien sus gustos, intentar sorprenderlo con algún vino nuevo, dentro de un estilo que él esté acostumbrado

Cadus 2019

Cadus Wines, Gualtallary, Mendoza ($154.800)

Este Malbec con toque de Cabernet Sauvignon posee aromas delicados y buen volumen, pero no es carnoso. Se nota la búsqueda, hay delicadeza con frescura, y texturas incipientes. Classy, pero actual por esas notas a tierra seca del mes que pasó en ánforas (equivalente a un año en madera por la micro oxigenación). Paladar franco, con fuerza y potencial, se nota la crianza sutil, pero gana la fruta. Final de frutas negras y especias, jugoso, expresivo, floral, largo y con mucho potencial. Es un gran vino argentino moderno. Beber entre 2024 y 2029. Puntos: 95

Guardar

Nuevo