Diego Torres, íntimo: su nueva canción después de su separación, la soltería a los 50 y los proyectos con Ángela

El cantante hizo un alto en la filmación del videoclip de su nuevo tema Parece mentira para hablar con Teleshow y hacer un repaso de su vida

Compartir
Compartir articulo
Diego Torres:"No hay nada mejor que terminar una relación y quedar bien" (Video: Diego Barbatto)

Profesional, divertido, con buen humor y muy detallista, Diego Torres interrumpe unos minutos su jornada de filmación del video clip de su nuevo tema “Parece mentira”, para recibir a Teleshow en un estudio de Caballito. Por atrás se ven los operarios y todo el equipo del músico armando un corte de la escenografía que dará lugar a la canción, inédita y desconocida hasta el momento.

“Canción nueva”, avisa al saludarnos y enseguida revela de qué trata la letra que compuso recientemente. “Se llama ‘Parece mentira’, y a veces la vida nos pone en esa situación, en situaciones donde parece mentira que estamos atravesando y viviendo eso, y la canción tiene que ver con las relaciones humanas”, relata el músico y compositor que acaba de llegar de una exitosa gira por México.

Como quien describe algo que lo apasiona, el hijo de Lolita Torres continúa con la presentación. “La canción tiene que ver con los principios y con los fines de las relaciones, y cómo terminan esas relaciones. Siempre aconsejo y me lo aconsejo a mí mismo también que no hay nada mejor que terminar una relación y, dentro de lo difícil que es, quedar bien, ¿no?, sobre todo cuando la vida continúa y cuando hay gente de por medio, así que es una canción sentida”, confiesa el cantante que hace un año se separó de su pareja, Débora Bello, con quien tuvo a su hija Nina.

Diego Torres íntimo (Foto: Diego Barbatto)
Diego Torres íntimo (Foto: Diego Barbatto)

— ¿Cómo sos como papá de Nina, que ya está por cumplir 10 años?

— Como papá disfruto y aprendo día a día, los chicos te hacen aprender todos los días y creo que también los hijos te hacen reconocerte en zonas nuevas que uno no pensaba que tenía. Además, los chicos van creciendo y van saliendo con cosas que te sorprenden y vas teniendo un diálogo que se va modificando con el paso de los años.

— Pronto va a entrar en la adolescencia...

— Y... es una etapa dura, ya me lo anticiparon amigos que tienen hijos más grandes, pero yo creo que las hijas en este caso son como una novia eterna, así que eso es lo que deseo - dice risueño- . Las hijas tienen una relación especial con los padres y lo mismo ocurre con los hijos varones con sus mamás. Pero en este caso Nina tiene también una relación hermosa con la madre, y tiene una relación divina conmigo, diferente. Habría que preguntárselo a ella, ¿no?”.

Diego Torres y su relación con su hija Nina (Video: Diego Barbatto)

— ¿Qué cosas te gusta compartir con Nina?

Con ella comparto todo. El deporte, los dos lo amamos, el amor por la naturaleza también, nos gusta mucho el mar, navegar y también nos gusta la montaña, nos gusta viajar. Ella toca el piano, ella canta, ella vive con la música todo el tiempo y tenemos un intercambio musical interesante, ella me pone canciones desde su teléfono y yo le pongo los discos. Y le digo ‘mirá, esto era Frank Sinatra, esto era Carlos Gardel. Yo aprendo mucho de ella desde lo musical. Nina me pregunta ‘te gusta esto, papá? ' y me lo hace escuchar. Me chequea. Entonces le digo ‘esto, la verdad que no me gusta tanto’ o ‘esto me encanta’. Con ella armo las listas de canciones y de música.

— ¿Dónde estás viviendo?

— Yo vivo viajando, todo el tiempo. Tengo mi casa acá en Buenos Aires y también tengo mi base allá, porque por trabajo estoy mucho por Centroamérica y también cruzándome a España.

Diego Torres y su hija Nina (Foto: Instagram)
Diego Torres y su hija Nina (Foto: Instagram)

— ¿Te fuiste de gira en este último tiempo?

— Estuvimos en La Rioja, en Tucumán, me fui a México a hacer una gira de tres conciertos, después volví y fui al Festival de Villa María, en Córdoba, que hacía un montón que no iba y me dio mucha felicidad el contacto de nuevo con el público. También el Festival Confluencia, ahora en Neuquén, y después me voy a hacer unos conciertos a Mar del Plata. Para mí volver a Mar del Plata siempre es algo especial porque si bien no nací ahí, me crie y me siento un poco marplatense. Es uno de mis lugares en el mundo, tiene que ver mucho con mi vida esa ciudad.

— ¿Cómo siguen tus presentaciones?

— La gira sigue en Mendoza, con el Festival de Lollapaloza en Buenos Aires, y después el Festival en Asunción, en Paraguay. Se vienen muchas cosas buenas, sobre todo después de los tiempos duros que vivimos en pandemia para los que trabajábamos viajando de un lado a otro.

— ¿Cómo transitaste la pandemia sin poder hacer shows presenciales?

En la cuarentena obligatoria me refugié mucho en la música, en el estudio, haciendo y escribiendo canciones, y en las tareas de la casa también. Disfruté de las cosas cotidianas y creo que la música fue un lugar donde hacer catarsis al escribir cosas que uno siente, que piense y también, de invitar a un montón amigos, de colegas y por este nuevo disco tiene un montón de invitados.

Diego Torres y la soltería a los 50 (Video: Diego Barbatto)

— ¿Cómo se lleva la soltería a los 50?

— Bien, tranquilo. Yo creo que más allá de la soltería o no, creo que es cómo te llevás vos con vos mismo, cómo te llevás vos con tu propia soledad, a veces estamos aturdidos en la vida rodeados de gente, por trabajo o por la vida misma, y a veces cuando se cierra la puerta y te quedás solo, ¿qué pasa con eso y qué te pasa con esos tiempos que uno se tiene que dedicar a uno mismo, desde leer un libro hasta tocar la guitarra? Desde no hacer nada, aprender a no hacer nada también porque a veces uno vive con un vértigo y una ansiedad... No, pará, pará un poquito y bueno, todas esas cosas hay que aprender a acomodarlas. Aprender a disfrutar de uno mismo.

— ¿Te gustaría tener más hijos?

— No sé, por ahora no es el momento y no lo pienso.

— ¿Cómo es tu relación con Ángela Torres?

— Me llevo muy bien con ella, es una sobrina muy querida para mí, nos acompañamos mucho en la vida y estamos todo el tiempo en contacto, ya sea presencial o a distancia, de hecho ahora vamos a hacer un viajecito juntos. Ella me dice: ‘Tío, te quiero acompañar a uno de los shows’ Y yo le dije ‘Dale, vení'. Va a venir como una compañía, nos disfrutamos mucho en el plano personal, si bien estuvimos escribiendo canciones y que ella dirá cuándo las saca, estoy muy feliz disfrutando de ella, del diálogo que tenemos, de la profundidad, realmente es un angelito para mí, apareció en momentos complicados en mi vida y ha significado mucho. Pero no solamente ella, también tengo un montón de sobrinos. Pedro es guitarrista y toca conmigo, y también es un gran compañero de ruta, Benja que también está haciendo música y está trabajando en su estudio a pleno, Sol que es brillante en lo que hace y estudia, Laura que es escritora con varios libros editados y es genial cómo escribe, Juancito que toca el piano increíble pero estudia Abogacía. Son tantos que no me quiero olvidar, pero realmente disfruto mucho de mis sobrinos, es una generación que disfruto mucho.

— Venís de una familia de artistas, empezando por tu mamá. ¿Crees que el cariño del público se hereda?

Yo creo que sí, lo viví por las generaciones de mamá, que aun hoy la gente grande me sigue hablando cosas tan lindas de mamá, y creo que en el caso de Ángela y mis sobrinos heredan el cariño que la gente me tiene a mí, y yo también heredo el cariño que le tienen a ellos, de parte de la gente joven. Está bueno esto de ser una familia que continúa con lo artístico como mamá nos enseñó.

— Se extraña a mamá...

— Claro que se extraña, se la extraña siempre, y también a papá. Ellos son una pieza fundamental en mi vida, y yo creo que en la ausencia uno también los tiene presentes, sobre todo cuando vos volvés a ser padre y te acordás de cómo fueron padres con vos, las cosas buenas que podés mantener y lo que tenés que cambiar porque los tiempos cambiaron también.

— ¿Qué cambiás con tu hija?

— Naturalmente cambiás la educación. Hoy hay mucho más diálogo con los hijos que antes, antes el viejo te decía ‘porque es así y es así' y si te tenía que poner un bife te ponía un bife, y una patada en el culo también. Hoy las cosas cambiaron, entonces los chicos exigen otro diálogo, entonces lo que decís es lo que tenés que hacer, ellos están mirando si realmente lo que decís es lo que hacés después, que eso tenga credibilidad. Y tenés un diálogo diferente al que yo tenía con mi papá,

— ¿Cómo resumís tus 30 años con la música?

Estoy feliz con mis tres décadas con la música. Miro para atrás y hay tantas cosas que me han pasado que no me imaginé que me iban a pasar y tantas cosas que deseo que me sorprendan, y que sigan sucediendo. Así que feliz de estar disfrutando de lo que amo, de lo que hago en la música y en mi oficio como actor también, porque este año se vienen dos proyectos interesantes, una participación en El Encargado con Guillermo Francella y otra participación en una película en México. Soy feliz de poder vivir de lo que amo.

Diego Torres y sus 30 años de carrera (Foto: Archivo)
Diego Torres y sus 30 años de carrera (Foto: Archivo)

Seguir leyendo: