La Policía de la Ciudad detuvieron a los integrantes de una banda que se hacían pasar por miembros de la Policía Federal para robar comercios.

El disparador de la investigación fue un hecho que tuvo lugar el pasado 8 abril, cuando los cinco miembros de la banda asaltaron un kiosco ubicado en el barrio porteño de Palermo.

Tras amenazar a sus dueños y robarles $20.000 y una notebook, los cinco delincuentes, a punta de pistola, forzaron a los dueños del comercio a volver a su casa ubicada en el barrio de Caballito. Allí les robaron también $150.000 y USD 3.000.

Como consecuencia, la Fiscalía Nacional en lo Criminal y Correccional N° 35 a cargo del Dr. Ignacio Mahiques, ordenó la intervención de la División Sumarios y Brigadas de la Comisaría Comunal 2 de la Policía de la Ciudad, que comenzó a seguir la pista de la banda.

Finalmente, la División Rastros de la fuerza policial porteña logró dar con a la única mujer de la organización. La banda contaba con distintos departamentos que usaban como centro de operaciones, por lo que la policía debió descartar distintos domicilios hasta encontrar donde vivía efectivamente la mujer, también en el barrio de Caballito. Una vez logrado esto, los oficiales detuvieron a la mujer, de 30 años de edad una credencial falsa de la Policía Federal.

La mujer detenida
La mujer detenida

Al mismo tiempo se capturó a otras cuatro personas por un hecho de características similares y, luego de cotejar a los detenidos con las imágenes del primer hecho, se pudo confirmar que se trataba de los mismos delincuentes, sólo faltando la mujer previamente identificada.

Finalmente, los cinco delincuentes – la mujer, tres hombres argentinos y un joven de 19 años de nacionalidad paraguaya – fueron puestos a disposición de la justicia por "robo y privación ilegítima de la libertad".

Seguí Leyendo: