Dormir bien después de los 50: ¿los cambios hormonales alteran el sueño?

Sofía Vergara, la actriz de la exitosa serie Griselda, reveló recientemente que no descansa como antes de la menopausia. Qué modificaciones aparecen en esta etapa de la vida, según expertas consultadas por Infobae y qué se debería hacer

Compartir
Compartir articulo
Después de los 40 años empieza a ocurrir cambios en el ritmo circadiano de la vigilia y el sueño. En el caso de las mujeres pueden sumarse los sofocos y otros síntomas del menopausia que pueden alterar el sueño
(iStock)
Después de los 40 años empieza a ocurrir cambios en el ritmo circadiano de la vigilia y el sueño. En el caso de las mujeres pueden sumarse los sofocos y otros síntomas del menopausia que pueden alterar el sueño (iStock)

Sofía Vergara es una de las actrices del momento a partir del éxito de Griselda, la serie de Netflix que protagoniza. Contó que la menopausia le está quitando el sueño. “Creo que ya me está viniendo la menopausia o algo, porque ya no duermo con antes”.

“Estoy entrando en esa etapa, son 51 y entonces duermo menos, entonces se desgasta muchísimo más, la piel, el aguante, la energía, el genio, no es lo mismo”, detalló Vergara y sorprendió a su entrevistadora la diseñadora española Vicky Martín Berrocal.

Vergara habló de la menopausia con naturalidad. Clínicamente, la menopausia consiste en la última menstruación ,y se trata de una etapa que todas las mujeres transitan. Aunque muchas veces resulta ser un tabú sobre el cual no se puede hablar.

Ocurre cuando los ovarios empiezan lentamente a declinar su función y así se altera la producción de las hormonas estrógeno y progesterona.

Sofía Vergara, protagonista de la serie Griselda, tiene 51 años y contó que la menopausia le quita el sueño/  EFE/ Elizabeth Morris/Netflix
Sofía Vergara, protagonista de la serie Griselda, tiene 51 años y contó que la menopausia le quita el sueño/ EFE/ Elizabeth Morris/Netflix

Los síntomas se pueden desarrollar mucho antes entre los 45 y los 55 años, y son variados. Se pueden registrar sofocos, sudores nocturnos, ansiedad, bajo rendimiento cognitivo, disminución del deseo sexual y sequedad vaginal.

También se pueden desarrollar alteraciones del sueño antes o después de la menopausia. Hasta un 46% de las personas tienen dificultades para dormir en los años previos a la menopausia, de acuerdo con la Fundación del Sueño de los Estados Unidos.

En tanto, un estudio realizado por investigadores de Irán, Reino Unido y Estados Unidos reveló que la prevalencia global de los trastornos del sueño entre las mujeres que ya habían pasado la menopausia fue del 51,6%. El trabajo fue publicado en la revista Sleep and Breathing.

Si las alteraciones como las dificultades para conciliar el sueño o las interrupciones por la noche se mantienen por varias semanas, se recomienda consultar a un profesional de la salud/Archivo Getty
Si las alteraciones como las dificultades para conciliar el sueño o las interrupciones por la noche se mantienen por varias semanas, se recomienda consultar a un profesional de la salud/Archivo Getty

En diálogo con Infobae, la doctora Agustina Starvaggi, médica del Servicio de Ginecología del Hospital Italiano de Buenos Aires y miembro de la comisión directiva de la Asociación Argentina de Controversias en Obstetricia y Ginecología, explicó que a partir de los 40 años se produce en las personas una alteración del ritmo circadiano que regula el momento en que se duerme y en que mantiene despierta.

En esa etapa de la vida, uno de los trastornos que se sufre más es el insomnio por la noche, que genera ganas de dormir durante el día o somnolencia diurna.

Cómo se altera el sueño durante la menopausia

Los “sofocos” o “calores” asociados al climaterio o a la menopausia pueden provocar despertares frecuentes. Durante el día puede sentirse más somnolencia 
(Imagen Ilustrativa Infobae)
Los “sofocos” o “calores” asociados al climaterio o a la menopausia pueden provocar despertares frecuentes. Durante el día puede sentirse más somnolencia (Imagen Ilustrativa Infobae)

La prevalencia del insomnio puede estar relacionada con la ansiedad y la depresión. Los cambios hormonales y las circunstancias vitales -como el divorcio o el cuidado de los padres u otros familiares- pueden contribuir al deterioro de la salud mental en los años anteriores y posteriores a la menopausia.

Hay mujeres (no son todas) que pueden empezar a notar los llamados “sofocos” o “calores”. Si se presentan por la noche, modifican la calidad de sueño nocturno porque pueden provocar despertares frecuentes y luego se hace difícil volver a conciliar el sueño. Los sofocos pueden persistir algunos años.

También la doctora Starvaggi comentó que las mujeres pueden tener síntomas de la vejiga tipo “irritativos” como consecuencia de la falta de la hormonas femeninas, principalmente los estrógenos en el aparato urogenital. Eso puede hacer que aparezcan síntomas parecidos a una infección urinaria, como el aumento de la frecuencia de la micción nocturna, una situación que interrumpe el sueño.

Otro cambio antes o después de la menopausia puede consistir en que los ronquidos son cada vez más frecuentes, según la Fundación del Sueño.

Antes o después de la menopausia pueden producirse alteraciones del sueño. Para aliviar los síntomas se sugiere una higiene del sueño, que incluye no usar celulares o computadoras horas antes de ir a dormir (Getty)
Antes o después de la menopausia pueden producirse alteraciones del sueño. Para aliviar los síntomas se sugiere una higiene del sueño, que incluye no usar celulares o computadoras horas antes de ir a dormir (Getty)

La disminución de las hormonas reproductivas puede hacer que los tejidos blandos de la garganta se vuelvan más colapsables. La mujer puede además aumentar de peso, una alteración que puede obstruir las vías respiratorias. Como consecuencia, los ronquidos pueden interrumpir el sueño.

“En algunas mujeres antes o después de la menopausia pueden desarrollarse las apneas del sueño asociado al sobrepeso. Otro trastorno es de la narcolepsia, que implica una somnolencia excesiva diurna y un sueño nocturno perturbado”, comentó la especialista.

Cuando se enfrentan alteraciones del sueño, las mujeres pueden sentirse más irritables, con más somnolencia durante el día, dificultades en la concentración y en la memoria. Las fluctuaciones hormonales también influyen en el ánimo.

Cómo aliviar el insomnio durante la menopausia

Las caminatas y los ejercicios de relajación pueden ayudar a aliviar problemas del sueño
(Getty)
Las caminatas y los ejercicios de relajación pueden ayudar a aliviar problemas del sueño (Getty)

“Si el descanso por la noche se mantiene alterado por varias semanas, la recomendación es consultar con un profesional de la salud. Si se confirma que la presencia de una alteración de sueño, se puede tomar medidas de higiene del sueño y modificar el estilo de vida”, aclaró Starvaggi.

Recomendó estos cambios:

  • Realizar la práctica de ejercicio diario como por ejemplo caminatas y adoptar una dieta equilibrada, con más frutas y verduras
  • Dejar el cigarrillo y el consumo de alcohol y evitar el uso de pantallas de celular o computadora en el momento anterior a irse a dormir.
  • Registrar qué factores como la luz, el ruido o la temperatura pueden estar interfiriendo negativamente con el sueño.
  • En algunos casos, se necesitará un tratamiento farmacológico según la causa subyacente de la alteración del sueño, que puede incluir la terapia hormonal de reemplazo. Debe estar supervisado por un profesional de la salud.
Se recomienda evitar el consumo de cigarrillos y alcohol cuando se transita la menopausia y se tiene problemas del sueño
(Getty)
Se recomienda evitar el consumo de cigarrillos y alcohol cuando se transita la menopausia y se tiene problemas del sueño (Getty)

Por su parte, consultada por Infobae, Stella Valiensi, presidenta de la Asociación Argentina de Medicina del sueño, consideró que cuando una mujer tiene síntomas relacionados con el sueño, debería consultar con un profesional de la salud para que se determine si necesita un tratamiento hormonal. También se debería comentar si se registran síntomas de ansiedad o depresión.

“En la alimentación, la mujer puede incluir más calcio, vitamina D y bifosfonatos, que deben ser indicados por el profesional”, señaló la doctora Valiensi. Se debería evitar la cafeína por la tarde porque contribuye a la alteración del sueño. En cambio, alentó a practicar técnicas de relajación y hacerse masaje.

Al lado de la cama, se sugiere tener paños que puedan ser embebidos en agua fría. Si se sienten sofocos por la noche, esos paños pueden pasarse por la frente y las axilas. También aconsejó tener un ventilador pequeño cerca, recomendó.

En 2020, la profesora Myra Hunter, del King´s College de Londres en el Reino Unido, publicó una revisión de estudios en los que se resaltan los beneficios de acceder a la terapia cognitivo-conductual cuando las mujeres mayores de 45 años enfrentan estrés, cambios en el estado de ánimo y problemas de sueño.

Más Noticias

A 30 años de su muerte, Raúl Soldi agiganta su relevancia en la historia del arte argentino

El destacado pintor y muralista argentino dejó una obra llena de belleza y profundidad que capturó con un lenguaje personal, la esencia de la experiencia humana. Murió el 21 de abril de 1994
A 30 años de su muerte, Raúl Soldi agiganta su relevancia en la historia del arte argentino

La música como aliada en la productividad: qué melodías impulsan el rendimiento cognitivo, según los expertos

Un estudio planteó que hay un estilo musical que mejora el rendimiento cognitivo y modula la excitación a la hora de ejecutar determinadas tareas. Los detalles del trabajo y el análisis a Infobae en la voz de los especialistas
La música como aliada en la productividad: qué melodías impulsan el rendimiento cognitivo, según los expertos

De las causas a los signos de alarma: cómo saber si se sufre insomnio

Uno de cada 3 adultos en el mundo tiene problemas para conciliar el sueño o se despierta durante la noche. Cuáles son las causas y qué se debe hacer como tratamiento
De las causas a los signos de alarma: cómo saber si se sufre insomnio

Los 5 desayunos favoritos del cerebro, según una nutricionista de Harvard

Se basan en alimentos ricos en supernutrientes y compuestos funcionales que propician una mayor energía y concentración, además de brindar factores que impulsan la salud mental. Paso a paso, cómo realizarlos
Los 5 desayunos favoritos del cerebro, según una nutricionista de Harvard

Por qué es tan agotadora para las mujeres la primera infancia de los hijos y cómo sobrevivirla

Desde la mirada médica, el período conocido como puerperio se extiende al menos por dos años postparto. Qué rol juega la percepción externa sobre lo que se considera “debe ser” una madre y cómo se puede cuidar la salud mental en esta etapa
Por qué es tan agotadora para las mujeres la primera infancia de los hijos y cómo sobrevivirla