Un diputado jujeño denunció que fue amenazado porque iba a votar a favor del aborto legal y decidió abstenerse

Se trata del legislador del Frente de Todos, Daniel Ferreyra. Dijo que tanto él como su hija fueron intimidados

El momento en que el diputado Ferreyra denunció amenazas

El diputado jujeño Daniel Julio Ferreyra, del Frente de Todos, denunció en medio del debate por el proyecto de ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE) que tanto él como su hija recibieron amenazas por haber adelantado estar a favor de la iniciativa y decidió abstenerse durante la votación. “No estoy actuando libremente y a la hora de votar me voy a abstener. Les pido disculpas”, adelantó el legislador, visiblemente afectado. Tres horas después, el diputado efectivamente cumplió con lo que había anunciado y no emitió su voto.

“No es un buen día para mi. Parece que no todos entienden lo que significa la palabra democracia, respeto por el otro. El que piensa diferente no es un enemigo, simplemente piensa diferente”, dijo Ferreyra esta madrugada cuando comenzó a exponer. Según dijo, más temprano había declarado en una entrevista radial que a pesar de que no se puede dejar de lado el respeto al derecho a la vida, “tampoco se puede ser duro con las mujeres que recurren a un aborto, que sufren a maridos borrachos que les pegan, las violan y las embarazan”.

A continuación, relató: “Estoy recibiendo todo tipo de amenazas en lo personal, que no me preocupan, pero llamaron a lo de mi hija en la mañana de hoy”. “Esta mañana en un reportaje (en un medio local) dije que no se podía ser demasiado duro con aquellas mujeres que por diversas circunstancias se ven obligadas a recurrir al aborto, mujeres que tienen hijos, maridos borrachos que les pegan, que las maltratan y que las embarazan”, continuó.

Ferreyra agregó: “He sido siempre respetuoso de las mujeres y no voy a cambiar”. En ese sentido, agregó: “una periodista dijo que vendí mi voto para aprobar la ley, y a mí en la vida, en muchos años, nunca me pudieron comprar. Por eso no tenía derecho a decir que me habían comprado el voto”, lamentó el diputado oficialista. Por último, aseveró; “No estoy actuando libremente y a la hora de votar me voy a abstener, les pido disculpas”.

El legislador remarcó que no podía ignorar que las amenazas hubieran llegado hasta “la casa” de su hija. “Hubiera sido lindo estar liberado de las presiones que he recibido para poder opinar libremente. El derecho a la vida no lo podemos negar. Hay vida desde el momento de la concepción y eso es indiscutible”, siguió el oficialista al marcar que en esta temática “la controversia no se puede evitar”.

La sesión por la legalización del aborto empezó ayer poco después de las 11 y se extendió por casi 20 horas. Tras las 164 exposiciones, finalmente se le dio media sanción al proyecto del oficialismo con 131 votos a favor y 117 en contra. Seis diputados, en tanto, se abstuvieron: uno de ellos fue Ferreyra, cuya decisión no fue tomada electrónicamente y tuvo que ratificar su voto de manera nominal. “Abstención señor presidente”, dijo el legislador.

Seguir leyendo