La Corte Suprema tratará el próximo martes la situación de los jueces Bruglia, Bertuzzi y Castelli

Los magistrados del máximo tribunal lo acordaron este martes en su reunión virtual

(Nicolás Aboaf)
(Nicolás Aboaf)

La Corte Suprema de Justicia de la Nación resolvió este martes que el próximo martes tratará la situación de los jueces federales Leopoldo Bruglia, Pablo Bertuzzi y Germán Castelli, quienes iniciaron causas judiciales para continuar en los cargos de los que fueron desplazados.

Los integrantes del máximo tribunal acordaron en su reunión de los martes –que por la pandemia se realiza a través de la plataforma Zoom– tratar el tema de los magistrados en una semana.

Los tres jueces –Bruglia y Bertuzzi en conjunto– iniciaron amparos para que se declare inconstitucional la decisión del Consejo de la Magistratura de la Nación de revisar los traslados a sus cargos actuales: Bruglia y Bertuzzi a la Cámara Federal y Castelli al Tribunal Oral Federal 7. Tras la intervención del Consejo, el Senado no les dio acuerdo y el Poder Ejecutivo publicó un decreto para desplazarlos. Los tres jueces son de los tribunales de Comodoro Py, por donde pasan las causas políticas y del poder económico.

Lo que los jueces de la Corte, Carlos Rosenkrantz, Elena Highton de Nolasco, Juan Carlos Maqueda, Ricardo Lorenzetti y Horacio Rosatti, tienen hoy para resolver son los dos per saltum que presentaron Bruglia, Bertuzzi y Castelli. Con eso primero debe determinar si aceptan tratar el caso a través del per saltum –que es una vía extraordinaria de llegar al máximo tribunal– o lo rechazan y esperan a que el caso llegue por las vías tradicionales de la apelación luego de que intervengan todas las instancias del caso.

“Confío en la Corte Suprema, pero está cometiendo errores en los tiempos para resolver”, le había dicho Castelli a Infobae el fin de semana.

Germán Castelli
Germán Castelli

Los magistrados iniciaron amparos que están en diversas etapas, pero los tres decidieron hacer un per saltum para que el caso sea tratado directamente por la Corte Suprema. Objetaron la revisión de sus traslados. Señalan que se hicieron cumpliendo todos los reglamentos vigentes, que una acordada del máximo tribunal los avala, que tienen derechos adquiridos y que solo pueden ser quitados con una resolución judicial.

En los casos de Bruglia y Bertuzzi ya tuvieron decisiones judiciales. La primera fue de la jueza en lo contencioso administrativo federal María Biotti. La magistrada primero dictó una medida precautelar en la que le ordenó al Senado no avanzar con la revisión de los traslados de los jueces. Pero la Cámara alta no cumplió la medida porque entendió que la jueza se estaba involucrando en una potestad única del Senado.

Luego Biotti dictó una resolución de fondo: rechazó el amparo que presentaron los magistrados. Entendió que no tenían razón en su reclamo y no aceptó su planteo. Ante eso, Bruglia y Bertuzzi apelaron la decisión a la Cámara en lo contencioso administrativo. El expediente está en la Sala V con la intervención de los jueces Jorge Alemany y Guillermo Treacy.

Bruglia y Bertuzzi
Bruglia y Bertuzzi

Los camaristas tomaron ya la decisión de no aceptar una medida cautelar para que se frene el trámite. Ahora deben decidir si aceptan o no el amparo. Para eso, antes, le pidieron al Senado que les envíe copia de la resolución y de la discusión parlamentaria en la que decidieron no aceptar los pliegos de Bruglia y Bertuzzi. Con eso pueden resolver el amparo. Cualquier decisión que tomen podrá ser apelada y así llegar a la Corte Suprema por la vía habitual.

Por su parte, el amparo de Castelli todavía no tuvo ninguna resolución. La jueza en lo contencioso administrativo federal Macarena Marra Giménez no tomó una decisión. Solo rechazó un pedido de medida cautelar que presentó Castelli para suspender el trámite. Con esa decisión, el juez fue a la Corte Suprema.

Lo que también está pendiente son las licencias que Bruglia, Bertuzzi y Castelli pidieron para no tener que volver a sus cargos de origen mientras se resuelven sus situaciones. Los tres le solicitaron a la Corte Suprema una licencia extraordinaria. Pero el máximo tribunal la reenvío a la Cámara Federal de Casación Penal, que es el superior de los Tribunales Orales Federales, a donde deben regresar los tres magistrados.

Pero tanto la semana pasada como hoy Casación resolvió que las licencias las debe dar la Corte Suprema. Castelli resolvió pedírsela ayer directamente al Tribunal Oral Federal 3 de San Martín –su cargo de origen– y fue aceptada. Así, el magistrado está de licencia hasta el próximo 6 de octubre. Resta definir la situación de los jueces Bruglia y Bertuzzi.