Cristina Kirchner ayer en Comodoro Py antes de declarar en el juicio oral
Cristina Kirchner ayer en Comodoro Py antes de declarar en el juicio oral

La Asociación de Magistrados y Funcionarios de la Justicia Nacional (AMFJN) expresó su “preocupación y rechazo ante las diferentes publicaciones dadas en redes y medios digitales, que persiguen desprestigiar a los jueces y fiscales que tienen a su cargo el juzgamiento de los posibles hechos de corrupción que se ventilan en una causa de trascendencia pública”.

Lo hizo esta tarde en un comunicado a partir de la difusión en redes sociales y portales de noticias que identifican a los jueces del Tribunal Oral Federal (TOF) Nº2 que están al frente del juicio oral por irregularidades en la adjudicación de la obra pública en favor del empresario Lázaro Báez, y en el cual Cristina Kirchner declaró ayer por primera vez en indagatoria. La vicepresidente electa está acusada de liderar la asociación ilícita que se encargó del direccionamiento de los contratos de obras públicas.

Se trata de los jueces Andrés Basso, Jorge Gorini, Rodrigo Giménez Uriburu, integrantes del TOF 2, y Adriana Pallioti, designada como jueza sustituta, así como del fiscal del juicio Diego Luciani.

“El prestigio y confianza que deben exhibir las instituciones públicas, demanda respeto por parte de los funcionarios públicos y de los particulares, pues la realización de una sociedad madura resulta una meta de impostergable realización colectiva”, agregaron los magistrados en el comunicado firmado por Marcelo Galle Tagle, presidente de la organización, y Enrique Comellas, secretario general.

El comunicado de la Asociación de Magistrados difundido esta tarde
El comunicado de la Asociación de Magistrados difundido esta tarde

Las publicaciones que circularon desde ayer en redes sociales y sitios digitales asocian a los magistrados que están llevando el juicio oral contra Cristina Kirchner, Báez y otros 11 acusados, con la doctrina del lawfare, una supuesta persecución judicial y mediática contra dirigentes populares, uno de los argumentos utilizados en su defensa por la ex mandataria en su intervención de ayer ante el Tribunal como acusada.

Infobae pudo saber que primó la “prudencia” a la hora de redactar los términos del comunicado para “evitar confrontar” con las nuevas autoridades del Ejecutivo, pero que “se buscó sentar una posición de rechazo a los intentos de desprestigiar” a los jueces que intervienen en un juicio relevantes como el de la obra pública -donde por primera vez está sentada una vicepresidenta electa-, en respaldo a su tarea y a la independencia judicial.

El comunicado concluye: “Finalmente esta asociación se solidariza con los magistrados que han resultado atacados por las diferentes publicaciones y que en el día de ayer han debido tolerar situaciones que desandan la cordialidad y respeto que, con reciprocidad, se deben jueces y partes”.

El texto se discutió vía mensajes de texto entre los miembros de la Comisión Directiva de la AMFJN, y fue precedido por otro de tono similar de la Lista Compromiso Judicial, de la oposición. Fuentes de la Asociación señalaron que, sin embargo, “el comunicado oficial se sacó por consenso ya que el tema volvió a unir a todas las listas”.

Seguí leyendo: