María Eugenia Vidal saldrá de la provincia de Buenos Aires por primera vez en este escalonado año electoral. A diferencia de Horacio Rodríguez Larreta que estuvo en Neuquén y en Santa Fe, la gobernadora se concentró en su distrito, donde se juega su reelección y la de Mauricio Macri y donde pesan electoralmente la inflación y la pobreza. Ahora la necesitan en el centro del país, allí donde el Presidente batió récords en el 2015.

Vidal grabó spots para los candidatos a gobernador de Neuquén, Río Negro y Entre Ríos y envió mensajes similares a varios candidatos a intendentes en La Pampa, Entre Ríos y Córdoba. Es la figura con mejor imagen en Cambiemos y además permite preservar de las sucesivas derrotas a Macri, una ecuación que conviene. Ahora pondrá el cuerpo en uno de los cinco mayores distritos electorales.

En Córdoba no se usará el sello Cambiemos y no porque cayó la intención de voto tanto para la 'marca' como para Mauricio Macri sino por las diferencias internas en el radicalismo. En la zona ya está Elisa Carrió que arrancó la semana en Santa Fe y seguirá en la mediterránea con agenda propia y también con alguna actividad compartida con el favorito del Gobierno, el jefe del interbloque de diputados oficialistas Mario Negri.

El motivo por el que Carrió y Negri no compartirán 100% la grilla es puramente funcional, según explicaron a Infobae: separados abarcarán más sectores y ciudades.

Mario Negri, el candidato de la Casa Rosada en Córdoba (@CordobaCambia)
Mario Negri, el candidato de la Casa Rosada en Córdoba (@CordobaCambia)

Tal como había pedido Negri, Vidal llegará a Córdoba el próximo viernes 26 y compartirá actividades con él y con Elisa Carrió, los tres juntos. El candidato de Córdoba Cambia ya celebra por anticipado la presencia de las dos mujeres con mayor incidencia en la opinión pública y espera que lo ayuden a superar electoralmente a Ramón Mestre, candidato a gobernador por la histórica Lista 3, después de haber roto la alianza Cambiemos que habían inscripto en la Justicia. Ni la Rosada ni Negri aceptaron confrontar en una elección interna en una provincia sin PASO y el 12 de mayo se enfrentarán en las urnas.

Aunque descuentan que Juan Schiaretti logrará su reelección, nadie lo dirá en campaña. De todos modos el objetivo mayor es sumar lo más posible y descontar diferencia a favor de Macri para las PASO de agosto y las generales de octubre. Probablemente también busquen un resultado ejemplificador para quienes quieran desoír las indicaciones de la Casa Rosada a la hora de elegir candidatos e integrar listas.

Vidal tiene como meta volver a visitar todos los municipios bonaerenses por lo que su viaje será de ida y vuelta en el día y con no más de tres horas de estadía en tierra cordobesa. Su discurso, como el del resto de los referentes nacionales, es pedir el voto para ratificar el rumbo y no volver al pasado, a la corrupción o a las mafias.

El 3 de mayo viajará Rodríguez Larreta también para acompañar a Negri y a Héctor Baldassi ya en el tramo final a nueve días de las elecciones provinciales.

Elisa Carrió es el otro pilar sobre el que se apoyará durante los próximos diez días Negri. La diputada nacional, fundadora de Cambiemos, tiene una serie de actividades programadas para ayudar a su amigo. No estará sola. En la Coalición se dividieron el tiempo de campaña: Mariana Zuvic y Maricel Etchecoin se repartieron los primeros seis días y sobre el final irá Maximiliano Ferraro, integrante de la mesa nacional de Cambiemos y legislador de la Capital.

La otra figura que tiene previsto viajar para 'mimar' a Carrió y respaldar a Negri es Mario Quintana, ex vicejefe de gabinete nacional y otra vez hombre fuerte en el entorno presidencial. Junto con Lilita arman estrategias electorales y junto a Carolina Stanley busca profundizar el diálogo con gremios y sectores sociales. Es además el nuevo 'novio' político de Carrió. Ella dice que es "el mejor" del Gobierno y que se apoya en él como antes lo hizo con Ernesto Sanz y mucho antes con Fernando 'Pino' Solanas.

La líder de la Coalición Cívica se instalará durante la mitad de los 20 días que faltan para la elección de Córdoba, tras haber pasado por Santa Fe donde hizo recorridos con el radical José Corral y Anita Martínez, del PRO, integrantes de la fórmula de Cambiemos para las PASO que tendrán lugar el próximo domingo.

Elisa Carrió de campaña con José Corral y Anita Martínez, la fórmula de Cambiemos en Santa Fe
Elisa Carrió de campaña con José Corral y Anita Martínez, la fórmula de Cambiemos en Santa Fe

Esa es otra elección clave: el Frente Progresista se quedó con algunos dirigentes radicales (ministros, funcionarios y algunos concejales como Pablo Javkin que pelea la candidatura a intendente de Rosario por ese espacio y enfrenta a la socialista Verónica Irízar) mientras que en el peronismo se confrontan Omar Perotti y Magía Eugenia Bielsa en una interna que genera gran expectativa y podría relegar a Cambiemos al tercer puesto.

Seguí leyendo: