Para vos, machirulo…
Por Quena Strauss, periodista

Nadie está libre de los impresentables cachirulos: un tío, un abuelo o un amigo. A continuación, las cosas que deberías aclararle en plan upgrade.

1. "No es no". Ella no quiere que le insistas ni se está "haciendo la difícil". Te dijo que "no", claro y cortito. Así que vos en ese mismo momento juntás tus cositas y volás.
2. Tu sobrina no siempre quiere una muñeca. ¡Y olvidate de poner "carita" si tu sobrino te pide una escoba y un balde!
3. La vieja quiere un day spa. Ni se te ocurra asestarle nuevamente una plancha o una multiprocesadora.
4. Dejá de pensar en rosa. No a todas nos gusta el rosa y de hecho muchas lo detestamos. Así que actualizá tu escala cromática y aprendé a ver el mundo multicolor.
5. Antes de decir algo sobre "princesas", "campeones", "modelos" y "científicos", pensá que las vocaciones nada tienen que ver con el género.

6. No sos gracioso: sos un salame. Hay un test que no falla: si se lo contás a tu "sobrina progre" y no se ríe, descartalo porque seguro atrasa.
7. Cortala con el reggaeton. Todo bien en una fiesta, pero si lo que te pasás escuchando sobre las mujeres es "perra", "caliente" y "mueve tu cucu", olvidate de tener novia.
8. ¿El lenguaje inclusivo te cuesta? Adaptate. Si no querés hablar con "e", usá la misma palabra en femenino y masculino y listo.
9.Cambiá "ayudar" por "ocuparte". Si te convertiste en tío o en padre, vos no "ayudás" con los chicos sino que te ocupás de su crianza. Cambiá una palabra y cambiarás el mundo.
10. Descubrí la bestia en vos. Por eso, mejor, antes de emitir cualquier vocablo tomate
cinco minutos para pensar en eso que pensás decir. A veces con eso basta.

Consejo de amigo
Por Luis Buero, periodista

Querido amigo machirulo: con mucho afecto y de onda te digo que:
1. Ni se te ocurra decir groserías a las chicas que empiezan a salir en remeras o pantaloncitos cortos porque se viene el calor. Shhh…
2. No intentes seguir mujeres con el auto "de levante" como se hacía en los años setenta. Y si se sube alguna es porque seguro te va a pasar su tarifa. Pero ahí (creo) no está la pareja que buscás.
3. Tampoco des por hecho que si tenés una primera cita el próximo 21 de septiembre, ella va a querer terminarla en la cama porque es el día de la primavera.
4. Nunca más eso de tomarte fotos en traje de baño frente al espejo y subirlas a Facebook. No sos Cristiano Ronaldo y con esa panza no excitas a nadie.
5. Date el gusto de pedir una ensalada Caesar en el restó y gaseosas light que no vas a perder la virilidad por eso.

6. Basta de mandar fotos de mujeres por el grupo de WhatsApp. Hoy es un síntoma de senilidad precoz "de machos de antes".
7. Si sos el jardinero de un country no te fotografíes frente a una mansión para parecer un magnate y después pongas la imagen en el sitio de búsqueda de pareja por Internet. No funciona.
8. Cuando vas a subir o bajar del colectivo ya no las dejes hacerlo a ellas primero, porque algunas chicas pueden tomar este acto de caballerosidad como un insulto.
9. Si vas a un bar y te atiende una moza, pedí sólo lo que quieras y que hayas leído en la carta.
10. Si sos profe, dejá de decirle a las alumnas que sobre tal o cual cosa "podemos seguir hablando con un café de
por medio".
¡No!

Para terminar, no sé si estos consejos te servirán de algo, porque hablar es una necesidad, pero escuchar es un talento.

Ilustración: Verónica Palmieri.

SEGUÍ LEYENDO:
Carta a un millennial