La receta de Cavallo para reactivar la economía y bajar la inflación y la tasa de interés

El ex ministro de Menem y De la Rúa volvió a escribir en su blog

Domingo Cavallo (Martín Rosenzveig)
Domingo Cavallo (Martín Rosenzveig)

Domingo Felipe Cavallo, ex ministro de economía de Carlos Menem y Fernando del Rúa –el autoproclamado "padre de la convertibilidad" y el último titular del Palacio de Hacienda de la Alianza en 2001– volvió a escribir en su blog personal.

El ex ministro habla de la baja de la inflación en los últimos dos meses y de los buenos pronósticos del campo, pero en un contexto de baja de la demanda interna. "Sólo algunas modificaciones importantes en la política monetaria y financiera podrían ayudar a impulsar una cierta reactivación, pero el gobierno no parece decidido a implementar cambios por temor a que vuelva a desbarrancarse el mercado cambiario", escribió en un post titulado "La inflación puede seguir bajando, pero para que se reactive el mercado interno se necesitan cambios de régimen monetario y de manejo del endeudamiento".

Sólo algunas modificaciones importantes en la política monetaria y financiera podrían ayudar a impulsar una cierta reactivación, pero el gobierno no parece decidido a implementar cambios por temor a que vuelva a desbarrancarse el mercado cambiario

Cavallo asegura que el desafío "para evitar la acentuación de clima estanflacionario y aventar el riesgo hiperinflacionario luego del 10 de diciembre", está vinculado con recuperar la confianza de los ahorristas e inversores locales para luego buscar lo mismo con los del exterior.

"La recesión continúa y no hay señales de reactivación del mercado interno, a pesar de las mejores perspectivas en materia agropecuaria y de exportaciones tradicionales", detalló el economista cordobés sobre la coyuntura, en medio de un clima recesivo sostenido, según su visión, por "el esfuerzo que el gobierno hace para bajar el gasto público, las altas tasas reales de interés y el deterioro que han experimentado los salarios reales".

La recesión continúa y no hay señales de reactivación del mercado interno, a pesar de las mejores perspectivas en materia agropecuaria y de exportaciones tradicionales

"¿Tiene el Banco Central algún margen para bajar las tasas de interés?", se preguntó Cavallo. "Yo creo que lo tiene, si se anima a introducir cambios de política monetaria bien explicados", dijo, y sugiere tres estrategias.

– "Reemplazar la colocación de Leliq por encajes remunerados sobre los depósitos a plazo fijo".-

– "Habilitar a los bancos a hacer préstamos en dólares a empresas y personas del sector privado, aunque no generen ingresos por exportación o ligados al precio del dólar, con el reparo de que se trate de empresas y personas que tengan un nivel prudente de endeudamiento".

– "El Tesoro no debería emitir Lecaps sino satisfacer todas sus necesidades de financiamiento con Letes en dólares o con deuda en pesos ajustadas por tipo de cambio o por inflación. Debe evitar tomar deuda a más de 30 días de plazo a tasas nominales de interés en pesos. De esta forma, la factura de intereses no aumentará a un ritmo superior al del precio del dólar y la estabilidad cambiaria contribuirá al ajuste fiscal de una manera claramente positiva".

Dejar abierta la posibilidad de que la eventual insolvencia del sector privado, de los bancos y del sector público se solucione con un golpe inflacionario y un default de la deuda externa, es un riesgo muy peligroso para el futuro post elecciones, cualquiera sea el candidato que resulte elegido

Con esos cambios en la política monetaria Cavallo asegura que se podrá "comenzar a convencer a los operadores económicos que, en el contexto de un plan de crecimiento con las reformas estructurales imprescindibles, el régimen monetario evolucionará en la dirección del sistema bimonetario que tanto éxito ha tenido en países como Perú y Uruguay".

"Dejar abierta la posibilidad de que la eventual insolvencia del sector privado, de los bancos y del sector público se solucione con un golpe inflacionario y un default de la deuda externa, es un riesgo muy peligroso para el futuro post elecciones, cualquiera sea el candidato que resulte elegido", cerró el ex funcionario.

Seguí leyendo:

TE PUEDE INTERESAR