Roberto Pianelli

Roberto Pianelli

En el marco de una nueva protesta por la reapertura de paritarias, varios metrodelegados fueron detenidos por la Policía de la Ciudad, ante lo cual decidieron paralizar todas las líneas de subte hasta "que liberen a los compañeros" y cuestionaron duramente al jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta.

Uno de los detenidos es trasladado

Uno de los detenidos es trasladado

"No va a funcionar un solo subte hasta que liberen a los compañeros. Paro hasta que liberen a los compañeros", sostuvo el secretario general de la Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y Premetro (AGTSyP), Roberto Pianelli.

Todas las líneas están interrumpidas

Todas las líneas están interrumpidas

En declaraciones a la prensa tras la detención de varios dirigentes de ese sindicato, Pianelli aseguró que el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, "es el responsable" de la situación.

"Que libere a todos los compañeros y abra una mesa de negociación", reclamó el líder de los metrodelegados, quien estimó en cerca de 20 el número de detenidos. "Rodríguez Larreta se salió con la suya. Hay paro en las cinco líneas de subte hasta que liberen a los compañeros", añadió.

Entre los detenidos se encuentra el secretario adjunto de la AGTSyP, Néstor Segovia, quien afirmó "Larreta me manda en cana porque estoy defendiendo a los trabajadores. Me golpearon a mí y a mis compañeros. Les pido a mis compañeros del subte que no paren por Segovia, sino por las paritarias".

"Querían llevarnos al paro", se quejó el referente de los metrodelegados Claudio Dellecarbonara, en la Estación Las Heras de la Línea H, epicentro de los incidentes entre los trabajadores y los efectivos de la Policía de la Ciudad.

En tanto, la empresa concesionaria del servicio de subte, Metrovías, señaló a través de un comunicado que "los telegramas de suspensión enviados por la compañía ya ascienden a 114, originados en acciones ilegales tales como la ocupación de instalaciones, apertura de puertas de emergencia y/o liberación de molinetes para facilitar la evasión, o directamente impedir la normal prestación del servicio".

La firma advirtió que "debido la persistencia de este tipo de situaciones, se ha comunicado al personal que en caso de reiterar este tipo de inconductas laborales, las mismas darán lugar a la aplicación de sanciones más severas".

Asimismo, la compañía indicó que "en el caso de los 95 delegados gremiales (que cuentan con tutela sindical), para la efectivización de las sanciones se requiere de una autorización judicial previa, por lo cual ya se ha iniciado acciones ante la Justicia laboral a efectos de su desafuero".

En la previa de las detenciones, el vicejefe de Gobierno porteño, Diego Santilli, había manifestado que "no se entiende por qué lo hacen y daña a la gente", al tiempo que había advertido: "Le vamos a iniciar sumarios y a descontar los días de paro".

"Lo estamos siguiendo. Estamos haciendo todas las acciones legales que tenemos que hacer. Es un paro contra la gente. Es una barbaridad. Es un paro dañino a los usuarios", había afirmado.

Fotos: Franco Fafasuli