El restaurante con las mejores migas de Zaragoza, según Alberto Chicote

Las migas son uno de los platos más típicos de Aragón y una de las elaboraciones con más historia de su recetario

Compartir
Compartir articulo
El presentador Alberto Chicote visita el restaurante con el menú del día más barato (Getty Images)
El presentador Alberto Chicote visita el restaurante con el menú del día más barato (Getty Images)

Cádiz, Vigo, Menorca y, ahora, Zaragoza. El afamado chef Alberto Chicote se ha embarcado en una nueva aventura en la que vuelve a poner a prueba sus conocimientos culinarios y, como no, su paladar, dando la vuelta a España con el objetivo de encontrar los mejores restaurantes de cada ciudad. Y no, no hablamos de la nueva temporada de Pesadilla en la cocina, que aún se encuentra grabándose, sino de Batallas de restaurantes.

Ocho ciudades españolas participan en el nuevo programa de laSexta: Cádiz, Vigo, Menorca, Zaragoza, Gijón, Murcia, Toledo y Madrid. En cada ciudad, cuatro locales compiten por servir, respectivamente, el mejor atún rojo, marisco, caldereta de langosta, migas, fabada, caldero, carne de caza y cocido. El estreno del programa eligió al restaurante Ciclo, de Cádiz, como el mejor de la ciudad para probar el atún, mientras que en la segunda entrega, el chef Chicote llegó a Vigo con el objetivo de descubrir al restaurante con el mejor marisco de la ciudad. Su viaje continuaba por Menorca, donde encontró el mejor destino para disfrutar de su típica caldereta de langosta.

Te puede interesar: El restaurante famoso por sus tortillas que encanta a Ayuso: cocina gallega en A Coruña y Madrid

En la última de las entregas del programa, el equipo de Chicote ha viajado hasta Zaragoza para descubrir dónde comer las mejores migas de toda la capital aragonesa. Este formato ha puesto a prueba cuatro restaurantes especializados en este plato local, todos ellos de la misma ciudad. Los restaurantes elegidos para buscar las que serían las mejores migas de toda la capital aragonesa fueron cuatro: La Ternasca, de Cristian Yáñez; Asador Los Gigantes, de Carlos Gilarte; Valdeconsejo, de Cristina Martínez; y, por último, Pepito Ternera, de Francisco Bernad.

Los propietarios de estos restaurantes se valoraron entre ellos, en una horquilla de 0 a 10, en aspectos como el espacio, la cocina, el servicio y el precio. Después de sumar las puntuaciones que se dieron los propietarios de los cuatro locales, teniendo en cuenta las cinco variables a medir, se sumó la nota de Chicote, que confirmó la decisión final.

Te puede interesar: Un cliente pone una mala reseña a un bar porque su exmujer trabaja en el local y la respuesta del dueño es contundente

Valdeconsejo, el mejor lugar para probar las migas zaragozanas

Sin duda, las migas son uno de los platos más típicos de Aragón y una de las elaboraciones con más historia de su recetario. Antiguamente, eran los pastores trashumantes que recorrían la geografía española los que elaboraban este sencillo plato; solo era necesario un trozo de pan duro que desmigaban para, después, acompañarlo con chistorra, huevos fritos, uvas, longaniza, etc. “Es un plato sencillo, pero lo más importante, está delicioso”, comentaba Chicote sobre esta delicia aragonesa.

Hoy en día, en Zaragoza y otras ciudades aragonesas, se sigue conservando la esencia de esta antiquísima receta, que se puede degustar en muchos de los restaurantes tradicionales que abundan en la zona. Pero solo un restaurante tiene las mejores migas de toda la capital y, según el nuevo programa de Chicote, ese fue el restaurante Central Valdeconsejo, de la chef Cristina Martínez, un local que alcanzó un 3,9 de media. Según las puntuaciones del programa, le siguieron en el ránking el restaurante Los Gigantes (3,3), La Ternasca (3,0) y Pepito Ternera (2,4).

Restaurante Valdeconsejo, en Zaragoza (Restaurante Valdeconsejo)
Restaurante Valdeconsejo, en Zaragoza (Restaurante Valdeconsejo)

En la calle Forqueta, 9, en el municipio de Cuarte de Huerva, en Zaragoza, se encuentra el restaurante Central Valdeconsejo, ganador de esta competición y situado en el polígono que lleva el mismo nombre. Especializado en almuerzos y menús del día, este local consiguió conquistar al cocinero con sus migas, un plato que se suma a otras opciones de picoteo como bocadillos fríos y calientes, sándwiches y raciones cuyos precios oscilan entre los 2,30 euros del pincho de tortilla hasta los 8,50 de los calamares bravos.

Además, el restaurante cuenta con un menú del día con cinco primeros y segundos a elegir, que incluye también postre, pan y agua o vino, por el módico precio de 13,50 euros. De este local, dirigido por Cristina Martínez, Chicote quiso destacar su “menú muy humilde, donde se cocina muy rico y no descuidan la atención”, señalando además el cocinero que no por estar en un polígono “son menos restaurante”.