El gesto obsceno de Cristiano a Ronaldo a los aficionados que cantaban por Lionel Messi tras la derrota de su equipo en el clásico de Arabia Saudita

Furioso luego de que el Al Nassr perdiera el duelo ante el Al Hilal, el portugués no soportó las burlas y respondió con un ademán que fue captado desde las tribunas

Compartir
Compartir articulo
El delantero de Al Nassr reaccionó tomándose los genitales ante el público de Al Hilal que le gritó "Messi, Messi".

Cristiano Ronaldo atraviesa el momento más difícil desde su desembarco en el Al Nassr de Arabia Saudita: su equipo perdió 2-0 el clásico ante el Al Hilal (con dos goles de Odion Jude Ighalo) y quedó a tres puntos del líder Al Ittihad, que además tiene un partido menos. El elenco del portugués, que era líder del torneo de Primera División cuando llegó, incluso cambió entrenador: se marchó Rudi García y en el duelo de este martes hizo su presentación Dinko Jelicic, aunque la suerte no cambió.

El luso, de 38 años, no consiguió aportarle peso ofensivo al Al Nassr e incluso mantuvo una disputa con el colombiano Gustavo Cuéllar durante la contienda. Pero lo peor llegó al finalizar el encuentro. Y quedó captado por la cámara del teléfono móvil de un aficionado ubicado en una de las tribunas.

Es que los fanáticos de Al Hilal despidieron al ex Real Madrid y Manchester United al grito de “Meeessi, Meeessi”, en busca de burlarse del astro derrotado. Se trata de un aguijón al que CR7 está habituado y una escena que se repitió cuando debió visitar otros estadios en territorio saudí. Tal vez por la carga del resultado y del mal partido, esta vez reaccionó diferente.

Quizá confiado en que, al estar de espaldas al campo de juego, ya no iba a ser capturado por la transmisión oficial, al traspasar la línea de cal y mientras escuchaba los cánticos, se tomó la zona genital solapadamente, en un gesto inequívoco. Enseguida, las imágenes se hicieron virales y generaron repudio entre los seguidores del argentino del PSG, campeón del mundo con Argentina en Qatar 2022.

El incidente se dio con el Al Hilal y no es casualidad: se trata del equipo que le propuso a Messi “la madre de todas las ofertas”, como fue rotulada en España, para tentarlo con su mudanza a Arabia Saudita en pos de reeditar los condimentados duelos con Cristiano.

Según informó el periodista Fabrizio Romano, especializado en el mercado de pases, el cuadro dirigido por Ramón Díaz le acercó al entorno del rosarino un contrato que contempla un salario de 400 millones de euros por año.

Sin embargo, la prioridad absoluta de Lionel es seguir compitiendo en Europa para continuar agrandando su legado en las máximas ligas del continente y mantenerse en el máximo nivel de cara a la Copa América 2024 y las Eliminatorias Sudamericanas que tienen por delante la selección argentina. Así, mientras su permanencia en el PSG cada día que pasa luce como una utopía (más allá de que el elenco francés le hizo un ofrecimiento para estirar el lazo hasta junio de 2024), las versiones lo acercan al Barcelona, en tanto que en el Inter de Miami de la MLS aguardan por su oportunidad.

Seguir leyendo:

Ver más