Jennifer Aniston se relajó en las playas del norte de México (Foto: Captura de pantalla)
Jennifer Aniston se relajó en las playas del norte de México (Foto: Captura de pantalla)

A pocos días del estreno de Murder Mystery, la película que protagoniza con Adam Sandler para Netflix, Jennifer Aniston decidió tomarse unos días de descanso en las playas mexicanas.

La actriz ganadora del Golden Globe viajó a Cabo San Lucas, en el estado de Baja California Sur, donde fue captada por algunos paparazzi mientras disfrutaba del sol, de la arena y del mar.

La inolvidable Rachel Green de Friends fue captada, a sus 50 años, luciendo un bikini negro y azul, que funcionó como marco de su espectacular figura.

Los lentes de las cámaras la captaron justo en el momento en el que ingresaba a la piscina del resort donde se hospedó.

No es una novedad que Jennifer se deje ver en bikini, pues desde que se convirtió en una estrella de televisión, posó con poca ropa para algunas revistas, como la Rolling Stone.

Las imágenes se filtraron, y pocos detalles se saben de su paseo. Sin embargo, trascendió que se trata de un viaje para celebrar el cumpleaños de la actriz Courteney Cox, también protagonista de Friends.

Y es que el pasado 15 de junio la intérprete de la inolvidable Monica Geller cumplió 55 años. Ya lo habían celebrado entre amigas, pero decidieron viajar a la playa de Los Cabos, que está a pocas horas de Hollywood.

Fue hace cuatro días cuando, como parte de los festejos de Courteney Cox, compartieron una fotografía juntas con Lisa Kudrow, la intérprete de Phoebe Buffay en la serie Friends.

Los fans del programa que terminó en 2004 enloquecieron al verlas juntas y comprobar que su amistad perdura a pesar de los años y de que ya no trabajan en el mismo proyecto.

Jennifer Aniston así se ha relajado luego de varios días de promoción de Murder Mystery, el filme que rompió récords y se convirtió en el mejor estreno de la plataforma de streaming Netflix.

La película donde la actriz compartió créditos con el mexicano Luis Gerardo Méndez se convirtió en todo un hito, con más de 30 millones de espectadores. Aniston y Sandler interpretan a una pareja que queda envuelta en un asesinato en un crucero durante un viaje a Europa.