Manuel Álvarez Trongé , director del proyecto Educar 2050
Manuel Álvarez Trongé , director del proyecto Educar 2050

"Educar en el presente pensando en el futuro", fue el diálogo brindado por Manuel Álvarez Trongé , director del proyecto Educar 2050 en el stand de TICMAS, una plataforma modular que acompaña estudiantes, docentes e instituciones educativas en la transformación digital mediante un modelo de enseñanza personalizada, en la Feria del Libro 2019.

Entrevistado por Patricio Zunini, el especialista adelantó puntos clave para que el país vuelva a tener niveles educativos de excelencia como los tenía hace 100 años atrás.

¿Qué es educar, qué es aprender?

Educar en el presente es creer en el perfeccionamiento humano y buscar una mejora en alguien a quien amamos. La educación se basa en el amor. Pensamos en el futuro del aprendiz. Educar es transmitir conocimentos y criterios necesario para que el educado los pueda aplicar. Significa reflexión también, no solo un lugar de un acumulamiento de conocimientos. Y a futuro también lo es.

Ahora, que estamos en plena época de elecciones, debemos pensar en la candidata. Y esa candidata no es una política. Es la educación. Poner este objetivo como prioritario es necesario para avanzar como país.

(Fotos: Dino Calvo)
(Fotos: Dino Calvo)

El porqué comunitario es la visión del Estado. La educación como el derecho de aprender. El fin de la educación obligatoria era brindar una licencia de ciudadano cuando uno se recibe a los 18 años.

Pero hoy solo el 45% de los chicos se recibe en tiempo y forma del secundario. Por ende, más de la mitad de la población queda afuera de esta educación integral que forma ciudadanos. Hoy, nosotros tenemos un riesgo alto en la educación. Cómo podemos pedir un desarrollo democrático e integral respecto a las nuevas técnicas educativas mezcladas con las tecnologías que nos rodean cuando no podemos garantizar que ni siquiera la mitad de los chicos terminen el secundario. Lamentablemente, no tenemos un plan integral que coloque a la educación como política de Estado.

-¿Qué objetivos busca Educar 2050?

Buscamos colocar nuevamente a la Argentina entre los mejores estádares educativos del mundo. Empezamos trabajando hace 12 años. Y hoy nos encontramos que los actuales chicos de 4 años que comienzan a ser educados van a ser nuestros líderes en 2050. Estamos a tiempo, pero para ello, debe haber una necesidad de los ciudadanos de reclamar educación de calidad con una política de Estado, planteando que la misma sea el futuro.

Si la ciudadanía no se levanta, no va a haber cambios. Nosotros buscamos que la sociedad sea quien le exija a los políticos una revolución educativa. A través de 4 vías: Comunicación, investigación con credibilidad, trabajo en el campo, en cada una de las provincias argentinas y que con una eficiente articulación final de los objetivos y logros.

(Manuel Cortina)
(Manuel Cortina)

Generalmente todos solemos responder que la educación de mi hijo está bien, pero la del país está mal. Pero los datos nos indican que del 45% de los chicos que llega a 5to año, el 90% no puede resolver un problema matemático. Y el 60% no comprende lo que lee.

Los datos son necesarios para mejorar la educación. Nos dicen dónde están las falencias y las cosas buenas que existen. Por eso nosotros trabajamos con datos que buscamos trasladar a la ciudadanía. Traemos investigadores de afuera, capacitamos docentes, armamos mesas de diálogo para la educación argentina para identificar los consenso y también los disensos para después llevárselo a los candidatos políticos para sus objetivos de gobierno.

Queremos llevar esos datos a un próximo debate de los ministros de educación de cada uno de los candidatos presidenciales.

-¿Cómo se pone la educación en la agenda?

Debemos exigir plataformas públicas serias, con el como, es decir con las respuestas de cómo se van a cumplir los 190 días de clases, llegar al 6% del PBI, que la doble jornada se extienda, etc.

-¿Cuáles son los desafíos para 2050?

Nos dimos cuenta que la educación es la manera de cambiar la pobreza en Argentina. Vimos que hay mucho interés en querer educar. Hay 1 millón de docentes, 15 millones de alumnos. Queremos ser una vía de comunicación en esta red educativa y que la Argentina toda pida con un grito por un mejor nivel educativo.

SEGUÍ LEYENDO: