Guillermina Valdes con Los Tangueros (Video: "ShowMatch" – El Trece)

En el debut del Especial de humor de ShowMatch, Guillermina Valdes fue la protagonista del sketch de Los Tangueros, en el que hubo muchos guiños relacionados a su relación con Marcelo Tinelli.

La esposa del conductor se sumó este mes al jurado de Genios de la Argentina, en reemplazo de Valeria Lynch, y su participación gustó tanto que siguió ocupando ese rol en el ciclo en las sucesivas emisiones del concurso. Quizá por eso, en el estreno del segmento humorístico que posiblemente se repita los días lunes, Tinelli decidió hacer participar a Guillermina.

Guillermina Valdés en Los Tangueros
Guillermina Valdés en Los Tangueros

"Mi mujer va a cantar con los tangueros. No vi la nota, pero me dicen que algunos tangueros la miraban cuando pasaba…", empezó diciendo Marcelo antes de presentar la nota. Y, sabiendo cuál es el estilo del tradicional sketch, advirtió: "Espero que no me maten delante de ella".

Así, acompañada por Pachu Peña y Pablo Granados, junto al resto de los humoristas, Guillermina se animó a cantar una versión cambiada de Café la Humedad, el tango de Cacho Castaña. "Yo soy jurado, les recuerdo a los tangueros, les voy a estampar un cero si no bailan con pasión", comenzó diciendo la mujer de Marcelo, remarcando su actual posición en el programa.

Marcelo Tinelli y Guillermina Valdés en Genios de la Argentina (Foto: LaFlia)
Marcelo Tinelli y Guillermina Valdés en Genios de la Argentina (Foto: LaFlia)

Y, enseguida, comenzaron los guiños para Tinelli. Primero, los tangueros se preguntaron si estaría buscando otro hijo. Después, cuestionaron cómo podía ser que una chica tan bella como Guillermina le hubiera dado chance a Marcelo. Y, finalmente, calificaron al conductor de "pollerudo", por llevar a su mujer de la casa al trabajo.

"El macho ya fue, el tiempo pasó. Ya no existen guapos, limpien el salón…", cantó entonces Valdes. Y, mientras se veía al doble de Tinelli lavando ropa a mano, los tangueros concluyeron: "Empoderada se encuentra la Guillermina, el muchacho de Bolívar le está lavando el calzón".

Al término del sketch, Marcelo bromeó con su imitador. "Lo ponen siempre al doble mío. ¿Sigue existiendo?", preguntó. "La diferencia es que él está igual", le respondió desafiante Granados. "Me dijeron que en la tarjeta dice: 'Doble de Tinelli'", concluyó, sonriente, el conductor.

El sketch se grabó en las instalaciones de Señor Tango, propiedad de Fernando Soler, y Guillermina aprovechó la pista giratoria y la barra de tragos del lugar para lucirse en su rol de arrabalera en la grabación.

SEGUÍ LEYENDO: