Cómo sigue la salud de Susana Giménez, a dos semanas de haber sido internada en Punta del Este

La diva continúa mejorando mientras permanece en el Sanatorio Cantegril, por una neumonía que complicó su cuadro de coronavirus

Susana Giménez
Susana Giménez

Susana Giménez está internada en el Sanatorio Cantegril, de Punta del Este. El último parte médico de este jueves 24 otorgado por el centro médico asegura que “la paciente viene evolucionando favorablemente”. Además, señala que la popular diva de 77 años todavía tiene “suplemento de oxígeno, cambiando el tipo de máscara” y “sigue en rehabilitación”.

El miércoles 23 habían informado que la mamá de Mercedes Sarrabayrouse seguía “respondiendo favorablemente al tratamiento”. De esta manera, los médicos le iba “disminuyendo lentamente el suplemento de oxígeno”, lo que ocurre desde el último fin de semana. Además, Giménez “ya no contagia”.

Son buenas noticias respecto al cuadro de salud de la conductora que ya ha logrado superar las instancias más delicadas desde que empezó a sentir los primeros síntomas de coronavirus, el pasado 5 de junio. En este momento, Susana realiza fisioterapia motora y respiratoria, ya que después de 14 días de internación, es necesario recuperar -y no perder- movilidad.

Además, la neumonía que provocó su traslado al hospital -en la noche del jueves 10- afectó sus pulmones. Por este motivo, Giménez arrancó con distintas tareas que le permitirán acelerar su recuperación. Todavía los doctores no quieren dar una fecha aproximada en la que recibiría el alta. El parámetro es claro: hasta que no se encuentre completamente recuperada, no retornará a su mansión en Rincón del Indio, La Mary.

Todavía no se sabe cuando Susana recibirá el alta (Crédito: Grosby Group)
Todavía no se sabe cuando Susana recibirá el alta (Crédito: Grosby Group)

El martes 22, Susana había recibido el alta de la terapia intermediada luego de ocho días. Una saturación ineficiente de oxígeno había provocado su derivación a esa instancia de mayores cuidados, anterior a una terapia intensiva. Una vez allí, su estado de salud manifestó una evolución sostenida.

Cabe recordar que Giménez había recibió la primera dosis de la vacuna de Pfizer el 24 de abril y la segunda, el viernes 4. La diva fue a vacunarse acompañada por su hija e hizo declaraciones a los medios uruguayos que la estaban esperando. “Tienen un presidente fantástico. Es un país distinto”, aseguró ante los medios al llegar al lugar, en referencia a Luis Lacalle Pou.

Al otro día de recibir la segunda dosis, comenzó a experimentar distintos síntomas relacionados con el coronavirus. Uno de los empleados de La Mary también mostró indicios de haber contraído el virus. Su hisopado dio positivo, al igual que el PCR de la diva y el de Mercedes.

Pero hasta el miércoles siguiente (9 de junio) su cuadro no revestía mayores inconvenientes, aun cuando Giménez decía sentir un “dolor en el cuerpo (que) es horrible”. Horas después le diagnosticarían la neumonía que provocaría su ingreso al Cantegril.

Instalada en Uruguay desde principios del año pasado, cuando se decretó la cuarentena, en una entrevista con Jonatán Viale dijo: “No me dan ganas de volver a la Argentina. Mi casa no tiene el aire como acá. Extraño algunas cosas y a mis amigos”. Sin embargo, aclaró que su decisión no es definitiva. “Pienso que si esto tiene algún arreglo, volvería. Pero no quiero Argenzuela. No voy a volver en Argenzuela. Trabajé mucho en Venezuela y se me caen las lágrimas... La gente esta deprimida, no hay laburo y el trabajo es lo principal. No se puede vivir de un bono, de mendigar. No es así. Se perdió la cultura del trabajo”, señaló, y generó polémica con sus dichos en materia de política.


SEGUIR LEYENDO: