Postres saludables, receta de paletas de yogurt con cereal rico en calcio y antioxidantes

Este snack es perfecto para esta época de calor, además de ser una opción saludable llena de calcio y vitaminas

Guardar

Nuevo

Este refrescante y nutritivo postre es perfecto para la época de calor (Imagen Ilustrativa Infobae)
Este refrescante y nutritivo postre es perfecto para la época de calor (Imagen Ilustrativa Infobae)

Las paletas de hielo son una excelente forma de refrescarse y sobrellevar las altas temperaturas. Esta receta, además de aportar un respiro del bochorno causado por el calor, está llena de beneficios para la salud, pues tiene calcio y vitamina C.

Además de aportar una estupenda textura a la receta, el yogurt es rico en nutrientes y vitaminas del complejo B y K, calcio y hierro, lo que mejora la digestión y absorción de nutrientes; además contiene bacterias vivas y benéficas que fortalecen el sistema inmunológico, lo que ayuda a combatir la acidez y puede prevenir enfermedades intestinales como síndrome del intestino irritable, enfermedad de Crohn e inflamación intestinal, según el artículo Más allá del valor nutricional del yogur: ¿un indicador de la calidad de la dieta? de la Universidad Rovira i Virgili de España.

También contiene fruta, la piña es rica en potasio, magnesio, calcio, hierro, sodio, así como vitaminas A, C y ácido fólico; la fresa y mora azul aportan una gran cantidad de fibra, antioxidantes, minerales, vitaminas, son bajas en calorías y no tienen colesterol, según el Servicio de Información Agroalimentaria y Pesquera del Gobierno de México.

¿Cómo se preparan estas deliciosas paletas?

Puedes cambiar las frutas y cereales por las de tu preferencia (Imagen Ilustrativa Infobae)
Puedes cambiar las frutas y cereales por las de tu preferencia (Imagen Ilustrativa Infobae)

Esta rica receta es un excelente snack perfecto para compartir con amigos y familiares. Aporta 86.6 kcal. por una porción de 100 gramos y es sumamente versátil, pues se pueden utilizar las frutas y cereales de tu preferencia.

Ingredientes

  • 2 tazas de yogurt griego sin azúcar sabor coco
  • ½ tazas de piña, cortada en cubitos
  • ½ tazas de fresa, cortada en rebanadas
  • ½ tazas de mora azul
  • ½ tazas de cereal integral

Procedimiento

  1. En un bowl mezcla el yogurt griego sin azúcar con la piña, las fresas y las moras.
  2. Vierta la mezcla anterior en moldes para paletas llenado casi por completo y termina con un poco de cereal y más fruta.
  3. Con ayuda de una cuchara, presiona ligeramente para compactar.
  4. Inserta los palitos para paleta y congela hasta que estén sólidas.
  5. Desmolda y disfruta.

Para desmoldar fácilmente las paletas, usa un paño húmedo con agua caliente y presiona ligeramente el molde.

Historia del yogurt

El yogurt es un alimento lácteo que se obtiene a partir de la fermentación de la leche (Getty Images)
El yogurt es un alimento lácteo que se obtiene a partir de la fermentación de la leche (Getty Images)

Aunque no existen registros certeros y confiables disponibles sobre el origen del yogurt, se cree que la primera técnica para preservar alimentos fue la fermentación. Los primeros registros ubican el origen del yogurt en Bulgaria y Turquía, donde los pastores transportaban la leche en odres hechos con piel de animales, se cree que el calor y la acción de fermentos llevaron a la leche a convertirse en yogurt.

A inicios del siglo XX, el científico ruso Elie Metchnikooff hizo estudios sobre este producto y sus efectos en la salud, permitiendo que estableciera una relación entre salud, longevidad y la ingestión de bacterias. En 1903, el doctor búlgaro Stamen Grigoroff presentó ante el Instituto Luis Pasteur investigaciones sobre la composición y beneficios de alimentos fermentados, confirmando las conclusiones de su antecesor, de acuerdo con un artículo publicado por la Universidad Pedagógica y Tecnológica de Colombia.

¿Cómo se prepara el yogurt?

Primero, la leche se calienta a una temperatura de 85°C para inactivar las enzimas naturales que podrían interferir con la fermentación, después se añaden las bacterias Lactobacillus bulgaricus y Streptococcus thermophilus a la leche caliente.

La leche se deja fermentar a una temperatura de 40°C durante varias horas, lo que permite que las bacterias conviertan la lactosa en ácido láctico. La leche fermentada se enfría a una temperatura de 4°C para detener la fermentación y permitir que las bacterias se asienten, por último el yogur se empaqueta y se distribuye para su consumo.

El consumo de dos yogures al día aportan aproximadamente 350 miligramos de calcio, lo que cubre más del 40% de los requerimientos nutricionales de un adulto. Para poder sustituir el calcio sería necesario consumir aproximadamente 400 gramos de lentejas, 180 gramos de almendras o 400 gramos de espinacas, de acuerdo con el artículo Más allá del valor nutricional del yogur: ¿un indicador de la calidad de la dieta? de la Unidad de Nutrición Humana, de la Facultad de Medicina y Ciencias de la Salud de la Universidad Rovira i Virgili de España.

Guardar

Nuevo