Fotos: Maximiliano Luna

Fotos: Maximiliano Luna

El presidente Mauricio Macri encabezó hoy el acto conmemorativo por los 208 años del Ejército Argentino en el Colegio Militar de la Nación, en la localidad de El Palomar.

El Día del Ejército evoca la Proclama a los Cuerpos Militares de Buenos Aires que el 29 de mayo de 1810 dictó la Primera Junta, en una de sus primeras disposiciones, cuatro días después de la Revolución de Mayo y la asunción del Primer Gobierno Patrio.

El Presidente estuvo acompañado de los ministros de Defensa, Oscar Aguad; de Seguridad, Patricia Bullrich; del secretario general de la Presidencia, Fernando de Andreis; y del jefe del Ejército, general de Brigada, Claudio Pasqualini. También concurrieron los jefes del Estado Mayor Conjunto, teniente general Bari del Valle Sosa; de la Armada, vicealmirante José Luis Villán; y de la Fuerza Aérea, brigadier general Enrique Amrein.

Durante el acto, el jefe de Estado dijo que las Fuerzas Armadas representan "un gran instrumento para potenciar nuestra inserción inteligente al mundo, reforzando la presencia en misiones de paz y continuando con el desarrollo de medidas de construcción de confianza y reconocimiento a nivel regional".

Macri destacó además la necesidad de que colaboren con otras áreas del Estado y presten "apoyo logístico a las fuerzas de seguridad para cuidar a los argentinos frente a las amenazas y desafíos actuales".

En su discurso, Macri felicitó a los soldados "por mantener encendido ese mismo patriotismo que sintieron aquellos primeros hombres del Ejército Argentino" y por su "espíritu de entrega, de honor, de coraje y dedicación que los define y caracteriza".

En ese sentido, señaló que "estamos viviendo épocas de grandes transformaciones" en un mundo de "constante movimiento" y remarcó que "el avance tecnológico pone a prueba nuestra capacidad de adaptarnos a los cambios y a las nuevas necesidades".

"Necesitamos Fuerzas Armadas que se adapten a las amenazas del siglo XXI y que estén preparadas para enfrentar los problemas que hoy nos preocupan. Queremos un Ejército con innovación, tanto en materia de capacidades como de organización", puntualizó.

Al respecto, el Presidente destacó el "gran esfuerzo" que realizan los soldados y subrayó que el Gobierno continuará con el proceso de regularización de los haberes del personal militar que corrige "una situación postergada durante muchos años".

Por su parte, el general Pasqualini le agradeció el Presidente por la "confianza" depositada en la fuerza y sostuvo que los cuadros están dispuestos "a dar la vida para defender al Estado nacional y garantizar su supervivencia. Están listos para cumplir las misiones que los nuevos tiempos imponen, para defender la soberanía e integridad de nuestro territorio".

Durante la ceremonia, el Presidente condecoró con la Orden a los Servicios Distinguidos al teniente Kevin Svarre y al sargento Gustavo Gómez Soloaga, quienes en julio del año pasado salvaron la vida de una mujer cuyo vehículo cayó al Arroyo Guazú, en Corrientes.

Además, jefes castrenses entregaron distinciones a 20 soldados que participaron en los operativos del proceso de pacificación en Colombia entre el Gobierno de ese país y las Fuerzas Armadas Revolucionarias (FARC).

Como invitados participaron los comandantes militares de Bolivia, general de división Williams Kaliman Romero; de Brasil, general Fernando Azevedo e Silva; de Chile, general Ricardo Martínez Menanteau; de Colombia, mayor general Ricardo Gómez Nieto; del Ejército Sur de los Estados Unidos de América, general de división Mark Stammer; de Paraguay, general Derlis Fernando Piris Coronel, y de Uruguay, general Guido Manini Ríos Stratta.

Fotos: Maximiliano Luna

Seguí leyendo: