Fue una jornada especial para Gustavo Alfaro. Con la victoria frente al Tatengue, el DT logró el mejor arranque para un entrenador desde 2003, el año del regreso de Carlos Bianchi al banco Xeneize.

De los 24 puntos que Boca disputó con el ex entrenador de Huracán, ganó 17 gracias a cosechar cinco triunfos, dos empates y una sola derrota.

Pero más allá de haber logrado una marca positiva en el arranque de su etapa en el club de la Ribera, Alfaro sabe que está en una etapa especial del club. Es que después de la derrota en la final de la Copa Libertadores ante River, el mundo Boca sufrió un sismo.

"Necesitamos sumar puntos porque es una complicación. Empezamos en un momento muy delicado donde el plantel y el hincha está dolido, todos estamos dolidos y tenemos que reconstruir un equipo y la ilusión", explicó Lechuga en diálogo con la prensa en el vestuario visitante.

Boca lo dio vuelta en Santa Fe y ganó con goles de Ábila, Tevez y Almendra.
Boca lo dio vuelta en Santa Fe y ganó con goles de Ábila, Tevez y Almendra.

Boca comenzó el partido abajo y lo pudo dar vuelta en el segundo tiempo. ¿Cómo analizó el juego de su equipo el DT? "El partido fue uno solo, más allá que hay eventualidades que disparan para un lado u otro. El penal disparó para el lado de Unión. Fue un partido cerrado y difícil, Unión venía con confianza", dijo Alfaro.

"El jugador de Unión se equivoca en su expulsión y ahí hicimos valer el hombre de más en la mitad de la cancha y la marca en ataque. Empezamos a manejar la pelota y los espacios", agregó el entrenador.

En el camino de la reconstrucción para su Boca, Alfaro eligió a Carlos Tevez como su bandera. Y lo hizo antes de empezar a jugar. Por eso, la mejoría en el nivel del Apache es un guiño para el rol de líder y de capitán que eligió el entrenador.

"Quería tenerlo a Tevez para el final de este partido y para el debut de la Copa. Nos dio la pausa necesaria, entiende el juego como alguien de su jerarquía y le agregó gol", analizó.

Wanchope Ábila y Carlos Tevez festejan el segundo gol del Xeneize. (Eduardo Seval – NA)
Wanchope Ábila y Carlos Tevez festejan el segundo gol del Xeneize. (Eduardo Seval – NA)

Y agregó: "El crecimiento de Tevez es el crecimiento del equipo. Por eso es importante que se asocie con Zárate, con Reynoso cuando ingresó. Y con Wanchope Ábila. Fue importante que él y Carlos conviertan".

Después del triunfo en el estadio 15 de abril, Boca suma 41 puntos en la tabla de la Superliga y se afirma en zona de clasificación para la Copa Libertadores 2020.

En unas horas, el Xeneize hará su debut en la versión 2019 de la competencia. El próximo martes, en la ciudad boliviana de Cochabamba, visitará a Jorge Wilstermann por la primera fecha del Grupo G que comparte con Deportes Tolima (Colombia) y Atlético Paranaense (Brasil).