Y un día se terminó. La racha de imbatibilidad de Franco Armani en el arco de River, que marcó un hito en la historia del club, llegó a su fin con el gol que Nicolás Blandi le marcó en el partido que "El Millonario" empató 1-1 ante San Lorenzo en el Nuevo Gasómetro por la cuarta fecha de la Superliga del fútbol argentino.

En total fueron 965 minutos sin recibir goles por torneos locales para el arquero nacido en Casilda. Se trata del mejor registro en la historia del club. El anterior estaba en manos de una leyenda del "Millonario" como Amadeo Carrizo, que en el Torneo Metropolitano de 1968 había estado 769 minutos sin que le anoten.

El último gol que había recibido Armani en el campeonato local había sido el de Fernando Márquez, de Defensa y Justicia, el 1° de abril de este año, por la fecha 21° de la Superliga 2017-2018.

El oriundo de Casilda, de 31 años, no pudo alcanzar la valla invicta más extensa en la historia del fútbol argentino. La marca le pertenece a Carlos Barisio, de Ferro, que en 1981 estuvo 1075 minutos sin recibir goles.

SEGUÍ LEYENDO: