En un momento caliente, de ida y vuelta mediático entre protagonistas de la vida de River y de la AFA por los arbitrajes, con aquella frase de Gallardo en referencia a la "guardia en alto" como concepto más polémico, el Millonario se vio perjudicado ante Godoy Cruz en tres decisiones trascendentales por la terna arbitral en el Monumental.

Primera acción: 16 minutos de la etapa inicial. El Tomba ya ganaba 1-0 cuando Lucas Pratto abordó el área y un ex River, Luciano Abecasis, al intentar detener su camino hacia el arco, lo terminó tocando abajo. Jorge Baliño no observó falta. Y dejó seguir.

Segunda acción: 24 minutos de la primera parte. El pelotazo encontró totalmente solo a Santiago García. El Morro avanzó con el balón y, ante la salida  de Armani, definió con delicadeza, para anotar el 2-0 parcial.

Sin embargo, la imagen congelada develó que el delantero uruguayo estaba casi un metro adelantado, una situación que el juez asistente Alejandro Mazza no detectó.

El bonus track llegó a los 35 minutos de la segunda parte: en medio de la disputa de la pelota con Rodríguez, Maidana se llevó por delante la pelota, que llegó a manos de Armani. Y Baliño sancionó… tiro libre indirecto, interpretando que fue un pase al arquero.