Proyecto de ley que propone cambiar el nombre del MIMP busca “ocultar la situación de discriminación estructural”

La abogada Marlene Molero Suárez en diálogo con Infobae dijo que las consecuencias de que se cambie el nombre de dicha entidad por “Ministerio de la Familia y Poblaciones Vulnerables”.

La Comisión de Descentralización del Congreso aprobó el proyecto de ley que propone declarar “de interés nacional” el cambio de nombre del MIMP. Foto: Andina
La Comisión de Descentralización del Congreso aprobó el proyecto de ley que propone declarar “de interés nacional” el cambio de nombre del MIMP. Foto: Andina

El pasado 5 de julio, la Comisión de Descentralización, Regionalización, Gobiernos Locales y Modernización de la Gestión del Estado, decidió aprobar por unanimidad el proyecto de ley que propone declarar “de interés nacional” el cambio de nombre del Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables a Ministerio de la Familia y Poblaciones Vulnerables.

Sin embargo, el MIMP rechazó dicha aprobación mediante un comunicado señalando que “pone de espaldas a 17 millones de mujeres peruanas y residentes en nuestro país que sufren de discriminación estructural por su condición de mujeres y que afecta severamente sus vidas, sus derechos y sus oportunidades de desarrollo”.

Al respecto, la abogada y CEO de GenderLab, Marlene Molero Suárez, indicó que dicha iniciativa es la “expresión de una ola conservadora que ha logrado también eliminar el enfoque de género y la educación sexual integral de la currícula escolar”.

“Se está intentando mantener una visión tradicional de los roles de género en el que las mujeres tienen como prioridad el ámbito del hogar y de los cuidados, limitando sus libertades y oportunidades. Una mirada restrictiva de ese tipo no se condice con una sociedad que busque el desarrollo de todas y todos sus ciudadanos”, precisó.

Asimismo, Molero reveló que cambiar el nombre de la entidad a “Ministerio de la Familia y Poblaciones vulnerables” invisibiliza a las mujeres. “Oculta la situación de discriminación estructural que sufren las mujeres y subsume su problemática a un eventual rol de madre o esposa. El problema de la desigualdad de género es complejo y no pasa únicamente por el ámbito familiar”, indicó.

Pero aún con el rechazo que ha recibido este proyecto de ley, la bancada Perú Libre expresó a través de un comunicado que “los derechos de las mujeres peruanas se deben garantizar dentro de la familia como célula básica de la sociedad y del Estado, con una visión integradora de todos sus miembros”.

En base a esa declaración, la abogada acotó que si bien los derechos de las mujeres se vinculan con los de la familia, no se limitan solo a ese espacio.

“Los derechos de las mujeres no son incompatibles con los derechos de las familias, pero de ningún modo se restringen a este espacio. Hay brechas en salud, educación, oportunidades económicas, participación política. Es una mirada en exceso simplista, pretende una garantía dentro del núcleo familiar. La vida de las mujeres no se desarrolla en exclusiva en ese núcleo”, detalló Molero.

ELVIA BARRIOS EN DESACUERDO

Luego de que la Comisión de Descentralización del Congreso aprobara el mencionado proyecto de ley, la presidenta del Poder Judicial, Elvia Barrios, ha mostrado su preocupación y considera que esto generará un retroceso en la lucha contra la violencia a la mujer.

Elvia Barrios recordó que hace 40 años el Perú “ratificó la Convención sobre la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer”. Foto: Andina
Elvia Barrios recordó que hace 40 años el Perú “ratificó la Convención sobre la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer”. Foto: Andina
“Me preocupa profundamente el dictamen aprobado por una comisión del Congreso de la República que pretende cambiar el nombre del Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables por el de Ministerio de la Familia y Poblaciones Vulnerables. De lograrse esta pretensión, se generarán retrocesos en la política pública para combatir la violencia y la discriminación estructural que viven las mujeres, al invisibilizarlas como destinatarias de las acciones del Estado para alcanzar una igualdad real y no solo formal”, señaló la funcionaria en su Twitter

Del mismo modo, recordó que hace 40 años el Perú “ratificó la Convención sobre la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer”, lo cual revelaba que a pesar de los progresos que se han dado en materia normativa de protección, “las mujeres siguen siendo objeto de importantes discriminaciones“.

SEGUIR LEYENDO

TE PUEDE INTERESAR