Jaime Bonilla se mantiene como senador hasta que la Sala Superior del TEPJF dicte lo contrario

Olga Sánchez Cordero, presidenta del Senado de la República, aclaró que como el caso de Bonilla Valdez se encuentra “sub júdice”, éste puede continuar con sus labores como legislador federal

Guardar

Nuevo

Jaime Bonilla puede ser senador hasta que la Sala Superior del TEPJF diga lo contrario (Foto: Cuartoscuro)
Jaime Bonilla puede ser senador hasta que la Sala Superior del TEPJF diga lo contrario (Foto: Cuartoscuro)

Olga Sánchez Cordero, presidenta de la Mesa Directiva del Senado de la República, aseguró que Jaime Bonilla, ex gobernador de Baja California por Morena, puede seguir siendo senador de México hasta que la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) determine lo contrario.

Ante la incertidumbre que se planteó por una determinación de la Sala Regional Guadalajara del TEPJF, misma que estipuló que Bonilla Valdez no podía regresar a su lugar en la Cámara de Senadores, este lunes 9 de mayo, la presidenta del Senado recordó que hasta que no exista una determinación emitida por la máxima Sala del máximo tribunal, se considera que el ejercicio del ex gobernador como legislador está “sub júdice” (pendiente de resolución judicial), por lo tanto, puede continuar ejerciendo en la Cámara Alta.

A través de redes sociales se transmitió un video en el que la también ex ministra de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) especificó que existe un recurso pendiente ante la Sala Superior del Tribunal Electoral, por lo cual se puede revertir lo señalado por la Sala Regional, esto en virtud del respeto y apego al Estado de derecho que pondera como irrevocable la determinación final de la Sala Superior.

La presidenta del Senado explicó que como aún existe otra instancia para determinar, el ex gobernador de Baja California continuará en su curul

En ese sentido, Sánchez Cordero Dávila explicó que “el día que notifiquen”, entrará en vigor la determinación correspondiente; sin embargo, hasta que no se resuelvan todos los recursos pendientes, no se puede privar a Bonilla Valdez de su derecho a participar en el Senado aún si fue gobernador, pues en las elecciones de 2018, éste fue quien ganó su lugar en el organismo legislativo.

Y es que el pasado 5 de mayo, la sala Regional determinó que Bonilla no puede regresar a su curul en el Senado, esto en virtud de que como fungió como gobernador, renunció a su puesto de legislador, en ese sentido, el tribunal señaló que su reincorporación sería contraria a la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos (CPEUM).

“En los juicios ciudadano y electoral 58 y 16, ambos de este año, el Pleno de la Sala Regional Guadalajara, dejó sin efectos la reincorporación de quien fuera Gobernador del Estado de Baja California a sus actividades como Senador de la República”, publicó la sala regional respecto al caso de Jaime Bonilla.

En consecuencia, el abanderado de Movimiento Regeneración Nacional (Morena) condenó el quehacer jurídico del TEPJF y planteó que su regreso no es anticonstitucional, pues en ningún párrafo de la Carta Magna se indica que al aceptar el ejecutivo local, de manera emergente y por un periodo extraordinario, se pierden los derechos de fungir por el puesto al que fue seleccionado.

La Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) será quien defina el futuro de Bonilla en el Senado (Foto: Joshua Hernández / Infobae México)
La Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) será quien defina el futuro de Bonilla en el Senado (Foto: Joshua Hernández / Infobae México)

“El artículo 125 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos señala que ningún individuo podrá desempeñar dos cargos de elección popular a la vez, situación que en este caso no se presenta, pues en ningún momento se desempeñaron simultáneamente, toda vez que se solicitaron las licencias adecuadas y necesarias; aunado a esto, ni la Constitución o alguna otra ley señala que de elegir uno, se renuncia al otro, ya que esto vulneraría no solo mis derechos, sino los de la ciudadanía que nos respaldó con su voto”, abundó en redes sociales el ex gobernador de Baja California.

Asimismo, señaló que existe una trama perversa detrás de la queja que llevó a revisión el caso de su regreso al Senado de la República, esto porque aseguró que, en los dos años que fue gobernador, se retiraron privilegios a las élites empresariales de Baja California, por lo que tomaron venganza para que no llegue de nuevo a su curul.

“Aquellos quienes perdieron todos los lujos del poder, quienes le hicieron tanto daño al estado y a quienes echamos de sus lugares de privilegio con nuestro proyecto de transformación, impugnaron hace un mes mi regreso a representar los intereses del pueblo desde el Senado”, aseguró en su cuenta oficial de Twitter el mismo día en el que se difundió el fallo de la Sala Regional.

SEGUIR LEYENDO:

Guardar

Nuevo