El viaje relámpago de Messi para el cumpleaños de Xavi y los secretos de la reunión de amigos en Barcelona

El astro argentino viajó con Antonela a la ciudad para estar cerca de su amigo en el día de su 42° aniversario

Por unos instantes, a la mayoría de los fanáticos del FC Barcelona se les paralizó el corazón soñando en un posible regreso de su máximo ídolo Lionel Messi al ver las imágenes que compartió el medio Mundo Deportivo de una reunión que mantuvo el astro argentino con Xavi Hernández y dos de los cuatro capitanes del plantel, Jordi Alba y Sergio Busquets.

Sin embargo, rápidamente se confirmó el motivo de la estancia de La Pulga en la ciudad catalana: el cumpleaños del técnico, quien realizó una íntima cena para festejar su aniversario número 42 con los más cercanos y su amigo no quiso perdérselo a pesar de loas casi mil kilómetros que separan Barcelona de París.

Con los rumores fuera de la escena, la conversación en la amena comida de amigos estuvo centrada en la actualidad de cada uno y el futuro, según detalló el diario catalán Sport que siguió de cerca este cónclave.

La Pulga participó de una reunión por el cumpleaños del actual DT del culé. También asistieron Busquets y Jordi Alba

La prensa española estalló con la llegada de Lionel Messi y Antonela a Barcelona. La pareja aprovechó los días de descanso que le concedió Mauricio Pochettino al rosarino, quien tampoco participará de los partidos de la selección argentina por las eliminatorias sudamericanas tras haber superado el coronavirus recientemente.

Abrigado para combatir el invierno europeo, el ex Diez del equipo azulgrana se presentó en el restaurante japonés Sushi 99, ubicado en la zona alta de la ciudad y cerca del domicilio de Xavi Hernández, el anfitrión del evento.

Allí, según revelaron unas fuentes al periódico Sport, no se tocó para nada el tema de una posible vuelta sino que fue un “encuentro distendido, de unos amigos que no se veían hace tiempo”. Las anécdotas, el día a día en sus respectivos clubes y roles, además de la vida del astro y su familia en París, fueron algunas de las conversaciones que mantuvieron en la cena a la que también acudieron Jordi Alba, Sergio Busquets (dos de los cuatro capitanes) y Pepe Costa, persona de confianza del siete veces Balón de Oro.

Messi ingresó en el segundo tiempo en la victoria del PSG por 4-0 frente al Reims (Reuters)
Messi ingresó en el segundo tiempo en la victoria del PSG por 4-0 frente al Reims (Reuters)

Si bien no se habló de un inimaginable regreso al Camp Nou, desde España aseguraron que sí hubo espacio para las fantasías más allá del rol dentro del campo de juego: “Bromearon sobre la posibilidad de volver a trabajar juntos algún día”. Esto ya dejó en claro Lionel Messi durante una de las últimas entrevistas que dio como futbolista culé. “Siempre lo dije que me encantaría poder ayudar al club en lo que pueda ser útil y pueda sumar y ayudar a que el club esté bien. Me encantaría ser secretario técnico en algún momento”, confesó a fines de octubre a Sport.

Al término de la cena –en la que no estuvo presente Gerard Piqué, quien comparte plantel con Xavi, Sergio y Jordi Alba y es de la misma generación–, La Pulga prefirió no hacer declaraciones ante la prensa que se acercó al lugar y sólo se detuvo a firmar algunas camisetas.

Cuando salió Xavi, una pregunta despertó las risas: “¿Sería Leo un buen regalo de cumpleaños? No te vendría mal”, bromeó uno de los periodistas.

SEGUIR LEYENDO

TE PUEDE INTERESAR