Mboma sigue su progresión y gana también los 200 m en Zúrich

La namibia Christine Mboma, especialista de los 400 metros que se reconvirtió a los 200 metros por el reglamento que afecta a las atletas hiperandróginas, firmó el mejor crono de su carrera en la media vuelta de pista, con 21 segundos y 78 centésimas, este jueves en las finales de la Liga de Diamante en Zúrich.

Mboma, 18 años, ostenta el récord de África desde la final de los Juegos Olímpicos de Tokio-2020, donde se colgó la plata con un crono de 21.81. Ahora mejora esa plusmarca continental.

En Zúrich ganó superando a la jamaicana Shericka Jackson (21.81), bronce en Tokio-2020, y a la británica Dina Asher-Smith (22.19), campeona mundial en 2019.

Mboma se ha dado conocer a lo largo de este 2021.

En junio se convirtió en la séptima mejor de todos los tiempos en los 400 metros. Sin embargo, su Comité Olímpico anunció unos días después que no podría participar en esa distancia en los Juegos Olímpicos al verse afectada por el reglamento sobre hiperandroginia, que le obligaría a bajar su tasa de testosterona con un tratamiento para poder participar en las distancias que van de los 400 metros a la milla.

Decidió por lo tanto reconvertirse en atleta de 200 metros, una distancia en la que encadena también cronos de alto nivel.

En los 200 metros en categoría masculina la victoria fue para la estadounidense Kenny Bednarek (19.70), por delante del canadiense Andre De Grasse (19.72) y del estadounidense Fred Kerley (19.83). Ese último se impuso este jueves en los 100 metros en Zúrich.

kn/dr