A Wolverhampton no le sobró nada, pero venció a Fulham en su casa por 1 a 0

Wolves festejaron en el estadio Craven Cottage en una nueva jornada por la fecha 31. La visita hizo el único gol del partido a los 46 minutos del segundo tiempo, por medio de Adama Traoré. Después de recibir un pase de Fábio Silva, el volante remató al arco desde el área grande y venció al arquero rival, que nada pudo hacer.

La figura del encuentro fue Adama Traoré. El volante de Wolverhampton se destacó frente a Fulham ya que convirtió 1 gol, dio 6 pases correctos y pateó 2 veces al arco.

Por otro lado fue clave Romain Saïss. El defensor de Wolverhampton fue importante debido a que despejó 3 pelotas peligrosas.

Fue un partido muy disputado y con faltas de ambos lados.

El entrenador de Fulham, Scott Parker, dispuso en campo una formación 3-4-3 con Alphonse Areola en el arco; Ola Aina, Joachim Andersen y Terence Kongolo en la línea defensiva; Kenny Tete, Harrison Reed, Mario Lemina y Antonee Robinson en el medio; y Ruben Loftus-Cheek, Aleksandar Mitrovic y Bobby Decordova-Reid en el ataque.

Por su parte, los conducidos por Nuno Simões Espírito Santo se plantaron con una estrategia 4-5-1 con Rui Patrício bajo los tres palos; Nélson Semedo, Conor Coady, Romain Saïss y Rayan Ait Nouri en defensa; Leander Dendoncker, Rúben Neves, Pedro Neto, Daniel Podence y Adama Traoré en la mitad de cancha; y Willian José en la delantera.

El árbitro designado para el encuentro fue Jonathan Moss.

Fulham visitará a Arsenal en la próxima jornada, mientras que Wolves recibirá a Sheffield United en el estadio Molineux Stadium.

El local está en el décimo octavo puesto con 26 puntos y 5 triunfos, mientras que el visitante llegó a las 38 unidades y se coloca en el décimo segundo lugar en el torneo.