Más allá de ser uno de los clubes que más, y mejor, se están moviendo en este mercado de pases, la prioridad de Rosario Central pasa por retener a Marco Ruben. Sin embargo, lo que parecía seguro, ya no lo es tanto, debido a las exigencias económicas que tiene el Dinamo Kiev, el club de Ucrania que es dueño de su pase.

"Entendíamos que estaba encaminada, pero luego aparecieron unas cláusulas que no estábamos de acuerdo. Son injustas. Estábamos hablando de algunos puntos y surgieron otros. De allí, surgió un impasse. Pero somos optimistas que se va a poder destrabar. Tenemos un diálogo continuo con ellos. Confiamos que esto se encamine", expresó el vicepresidente de la institución, Ricardo Carloni. Lo hizo en declaraciones a Un Buen Momento, programa que se emite por Radio La Red.

Y luego, al respecto, también habló el representante del goleador, Andrés Miranda, quien también explicó cuáles son las sensaciones que tiene sobre la continuidad del futbolista. "En Argentina sólo jugará en Central. Está identificado con el club, y agradece los intereses de River y Boca. Jugó en River y sabe lo que es, pero quiere estar en su casa. Es un jugador que no se deja llevar por la cabeza, sino por el corazón", manifestó el agente.

Pero... ¿Dónde radica la diferencia? En un principio, su pase se tasó en 6.000.000 de dólares. Y luego de que esté todo acordado bajo estos términos, el conjunto ucraniano pidió una serie de condiciones que hicieron que el pase peligre.

Por lo tanto, ante este escenario, Ruben ya tiene decidido que no volverá a Ucrania, más allá que tiene un contrato vigente. ¿Y entonces? El delantero ya le comunicó a su entorno que su postura es clara e inquebrantable: si no sigue en Rosario Central se retirará del fútbol.

¡Sí, por una cuestión económica, el último goleador del fútbol argentino y una de las principales figuras de la Liga local podría decir 'basta'!