shutterstock 163
shutterstock 163
La mayoría de las mujeres tienen esos molestos y antiestéticos pocitos

y, en algunos casos, pueden presentar un cuadro severo si esta afección no es tratada a tiempo. La celulitis está integrada por depósitos de grasa que forman una especie de bolsa bajo la piel, con el aspecto característico de inflamación.

"Los mejores resultados en la reducción de celulitis se observan cuando combinamos algunos tratamientos con aparatología y/o mesoterapia, el drenaje linfático, en conjunto con los buenos hábitos de dieta y ejercicio por parte del paciente", indicó desde México y en una entrevista con Infobae, la Dra. Ana Cecilia Arias Godínez, dermatóloga. "Los tratamientos deben realizarse con regularidad y deben ser recomendados por un especialista de la piel según el tipo de celulitis del paciente".

"En el mercado existen muchas empresas y productos para mejorar el aspecto de la "piel de naranja", pero sabemos que

los resultados reales se obtienen con un?tratamiento integral, no con 10 ó 20 sesiones de lo mismo

, pastillas, cremas mágicas o dietas: el resultado es sólo a través de un tratamiento integral", expresó la entrevistada quien, a continuación, reveló sus consejos:

1) Alimentación adecuada:

Una alimentación rica en grasas, azúcares y carbohidratos se verá reflejada en la piel. Por ello, lo ideal es eliminarlos y optar por una dieta más sana y balanceada. Comer verduras y frutas, en particular papaya, la cual contiene una enzima llamada 'papaína' que no permite la acumulación de grasa y fracciona las proteínas.

Evitar la sal y reducir el azúcar. La sal hace que el cuerpo retenga líquidos y que se hinchen los tejidos. Al tener más sodio el cuerpo necesita más agua, así que si se deja de consumir sal, los líquidos serán expulsados con mayor facilidad y eso hará que los tejidos no estén inflamados. También es aconsejable reducir el consumo de azúcar y grasas. Estos se comportan como procesos digestivos complejos, que facilitan la aparición de toxinas y degeneran el tejido adiposo.

Beber mucha agua: es ideal eliminar líquidos y para eso hay que beber agua en abundancia. Se recomienda beber dos litros de agua por día para depurar el organismo. Sin embargo -en el caso de mujeres cuya celulitis se debe a una retención de líquidos- es preciso limitar su consumo, puesto que -en lugar de ayudar a solucionar el problema- va a contribuir a agravarlo.

2) Buenos hábitos:

Evitar la cafeína y la nicotina: estas son drogas que se encuentran dentro de la misma categoría de vasoconstrictores y reducen la cantidad de sangre que llega a todo el cuerpo, incluyendo los tejidos.

Evitar las bebidas alcohólicas: al igual que ocurre con la sal, las bebidas con alcohol favorecen la retención de líquidos y hacen que los tejidos se hinchen. Además de eso, tienen un contenido calórico elevado que es mejor evitar.

3) Ejercicio físico:

La falta de ejercicio y la vida sedentaria son responsables de una alteración de la circulación linfática. El ejercicio ayuda a tener una buena circulación, quemar grasas, tonificar los músculos y, por ende, eliminar la celulitis.

Cualquier ejercicio es bueno para quemar la energía de reserva. Los mejores son los que activan la circulación sanguínea. Los peores, los deportes bruscos que exigen un gran esfuerzo físico.

Si se permanece mucho tiempo sentado o de pie, la circulación de la sangre comenzará a tener alteraciones. Se recomienda que si una persona tiene que estar mucho tiempo sentada, se ponga de pie, se estire durante algunos minutos y luego vuelva a su lugar.

Hay que sentarse bien. Las mujeres tienden a cruzar las piernas cuando están sentadas. Sin embargo, al hacerlo, la pierna que está arriba ejerce presión sobre la que está abajo y ello puede generar inconvenientes. Lo mismo ocurre con la tensión sobre la pelvis, que dificulta la circulación en la zona inguinal. Lo ideal es sentarse con las piernas paralelas entre sí.

4) Evitar la ropa ajustada y los zapatos de taco alto

Que la sangre pueda circular bien a lo largo de todo el cuerpo es básico para la prevención de la celulitis. Si una mujer utiliza zapatos de tacón, lo más probable es que éstos corten un poco la circulación y no favorezcan los objetivos que se desean conseguir. Lo mismo ocurre con toda vestimenta que sea capaz de impedir que la sangre circule de forma fluída y correcta. Hay que evitar los pantalones apretados y tratar de no usar cinturones muy ajustados.

5) Método anticonceptivo adecuado

Los estrógenos pueden producir una retención de agua -como sucede por ejemplo en los síndromes premenstruales- y algunos los consideran uno de los principales factores que desencadan este cuadro.

Las mujeres deben ser muy cautelosas con las pastillas que consumen. Si ya tienen celulitis, será mejor que se planteen usar un anticonceptivo diferente y que consulten con un ginecólogo.

6) Drenaje linfático

Esta técnica ofrece excelentes resultados en casos de retención de líquidos. Su finalidad es estimular el sistema linfático y, por lo tanto, favorecer la circulación. Se practica por todo el cuerpo -incluidos los pies- por medio de suaves bombeos, de manera que los desechos se van arrastrando hacia los canales linfáticos para que puedan fluir. Esta técnica exige una preparación que pocos profesionales conocen correctamente. Para empezar a notar los resultados es necesario un mínimo de 10 sesiones diarias de una hora de duración y, posteriormente, una sesión semanal de mantenimiento.

7) Cremas anticelulitis

Las cremas anticelulitis contienen activos que rompen las cadenas lipídicas activando la degradación de la grasa. Además, ayudan a tonificar la piel. Se recomienda su aplicación en la mañana y en la noche, dando un masaje para una mejor absorción.

8) Mesoterapia

Consiste en administrar pequeñas dosis de productos homeopáticos en la primera capa de la dermis -justo debajo de la piel- mediante inyecciones. Estos activos logran una disminución progresiva (en 10 a 20 sesiones) de las áreas problema, ya que al actuar directamente sobre el tejido adiposo liberan el exceso de grasa y toxinas.?

El tipo de productos que se aplican varían de acuerdo a las necesidades del paciente, ya sea que se desee mejorar su circulación u oxigenación, o metabolizar y acelerar las paredes de las zonas de grasa para acelerar la desintegración de ésta.

9) Aparatología

Actualmente se cuenta con aparatos de cavitación, carboxiterapia, ozonoterapia, endermología, radiofrecuencia corporal, electrolipólisis y presoterapia, entre otros. Algunos movilizan las células grasas, otros favorecen su desintegración, mejoran la circulación sanguínea local y promueven el drenaje de los depósitos grasos al sistema linfático.

10) Tratamientos quirúrgicos

* Liposucción:

En muchos casos?puede hacer que?la celulitis se vea peor que antes.?La?liposuccion elimina la almohadilla de grasa que puede haber estado ayudando a proporcionar una superficie más suave a las células afectadas.

* Lipoescultura:

Utiliza una sonda que emite ondas de alta frecuencia, que produce la licuación de las células grasas y, luego con una succión a baja presión, se retira esa grasa. Cuando esta sonda se pasa en la capa de grasa superficial ayuda a mejorar el cuadro,?al igual que cuando pasamos el ultrasonido externo en gabinete.?

La Dra. Arias Godínez afirmó que no existen los tratamientos milagrosos o de resultados inmediatos, pero definitivamente hay tratamientos efectivos para disminuir la celulitis